Baloncesto El clásico isleño de la Liga Endesa

Txus ya trabaja en aurinegro

El técnico dirige sus primeros entrenamientos con el Iberostar P Su intención, mantener el estilo de juego alegre

11.11.2015 | 13:59
Txus ya trabaja en aurinegro

Una charla inicial, varias reuniones con el staff técnico y presencia in situ en la derrota en el Martín Carpena compusieron el periodo de aclimatación de Vidorreta como técnico del Iberostar Tenerife. Una adaptación que finalizó ayer con las dos primeras sesiones de trabajo en las que Txus tomó el mando de la nave aurinegra. Por delante otros cuatro días para que su sello pueda surtir efecto y el conjunto lagunero muestre la cara necesaria como para ganarle el derbi al Herbalife Gran Canaria. Serán solo algunas pinceladas de un libro de estilo particular en el que el vizcaíno también dará cabida a algunas de las características heredadas de Alejandro Martínez. "Cuando entro a un equipo me gusta quedarme con las cosas buenas; aquí son muchas y vamos a intentar mantenerlas. Como el estilo alegre, un juego que a este equipo le ha ido bien estos años, pero al que daremos algo más de armas tácticas para elaborar el juego con mayor tranquilidad; y ya en defensa solidez como la tuvo el año pasado", comentó el nuevo máximo responsable del banquillo aurinegro.

Antes de hablar del tipo de baloncesto que realizará a partir de ahora el Iberostar, Vidorreta considera vital "ganar" y a la vez "terminar de reconstruir la plantilla, tanto con los jugadores que pertenecen a la plantilla como con las posibles incorporaciones que pueda haber: Entonces podremos hacer una definición". Una afirmación en la que van implícitas las recuperaciones de Blagota Sekulic y Saúl Blanco, así como la llegada del sustituto de Xavi Rey, si bien advirtió que "a falta de analizar bien la situación, si se produce algún retoque, será a largo plazo". Y es que a su entender buena parte de culpa del actual 0-5 que arrastra el Iberostar Tenerife es una cuestión física, "no de preparación, sino de salud", afirmó antes de exponer un ejemplo muy significativo. "Entre Saúl Blanco, Nico Richotti y Rodrigo San Miguel ha completado de 43 sesiones de pretemporada, que son en total 129, solo 25, lo que no llega ni al 20 por ciento", apuntó, sin olvidarse "de varias eventualidades" que han condicionado el acoplamiento de la plantilla canarista.

Sin Xavi Rey

Desde su primera sesión de trabajo, Vidorreta no contó con Xavi Rey, que si bien acudió al Santiago Martín por la mañana no se ejercitó tras haber abonado el Estudiantes la cláusula de salida cifrada en unos 30.000 euros. "Me dijo que no era por un tema deportivo, sino por algo de índole personal y ya no puedo decir nada. Me dijo que necesitaba un cambio de aires", reconoció Txus, que espera ahora a un sustituto "que quiera estar en el equipo y en la Isla, para dar mejor rendimiento" que el catalán. Pero a la espera de esta incorporación el juego interior canarista queda sumamente maltrecho. "Evidentemente es mi mayor preocupación para el derbi", dijo sin tapujos sobre unas limitaciones que se extienden al día a día "con Will jugando de cinco, Ian y Javi alternando el 3 y el 4". "Cuando tengamos el juego interior más estabilizado será más sencillo introducir los conceptos", añadió, sin olvidarse de la ayuda que le viene proporcionando en casos como el actual los jugadores del vinculado RC Náutico. "Si no fuera por Adnan Omeragic y Valter Lidnstrom no hubiéramos ni empezado a trabajar con los mínimos requisitos tácticos que necesitamos", manifestó el técnico aurinegro. Condicionantes, todos ellos, por lo que Vidorreta se congratula de medirse en su estreno a un adversario "como el Granca directo y no a un rival que ahora lleve un triunfo o ninguno".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine