Fútbol . CD Tenerife

El vestuario no sale de su asombro

Vitolo subraya que el equipo "no esperaba una determinación como la que ha tomado el consejo de administración"

05.11.2015 | 12:15
El ayudante de Agné durante su etapa al frente del representativo, el portuense Fabián Rivero, asumió la dirección del entrenamiento matinal.

La sorpresa sigue en el vestaurio blanquiazul, que aún no ha asimilado la salida de Raúl Agné. Las formas elegidas por el club para concebir el despido han llamado mucho la atención de los jugadores, quienes creían que el técnico maño seguiría una semana más. Vitolo y Aitor Sanz, que tomaron ayer la palabra, mostraron cierta estupefacción ante los últimos acontecimientos y asumieron la culpa que les corresponde.

Uno de los pesos pesados del plantel es, sin duda, Víctor Añino. El mediocampista significó que "nadie esperaba" una decisión como la adoptada por el consejo de administración. "Un cambio de entrenador nunca es agradable, pero eso quiere decir que las cosas no están saliendo como queríamos", significó. El profesional de Valleseco lamento que en situaciones así, el damnificado sea siempre el técnico. "Ya no hay marcha atrás y no queda otra que seguir. El club y los jugadores nos quedamos aquí para salir de esta situación en la que ojalá no estuviéramos", reseñó.

Vitolo subrayó que los jugadores son los principales responsables de la crisis blanquiazul. "El fútbol profesional depende de los resultados; somos nosotros los que saltamos al campo y los que marcamos los goles. Eso sí, el míster sabe que siempre dimos el cien por cien para que todo fuese bien. Esto no era una cosa solo de él, sino de todos, y claro que no queríamos llegar a este punto", verbalizó.

El pivote tinerfeño reconoció que el grupo "no ha conseguido enlazar buenos resultados y, cuando se merecieron, las victorias no llegaron". "Eso, semana tras semana, te pasa factura y te lleva a una situación como la actual", razonó el canterano. Para Vitolo, los jugadores han de dar un paso al frente. "Esto lo van a sacar los futbolistas", confirmó. "Pero eso no quiere decir que hasta la fecha no estuviésemos dándolo todo para ganar", enunció.

El centrocampista recordó que ya la temporada pasada supieron revertir una situación muy compleja. Dicho lo cual, reiteró que la decisión del cese "nadie la esperaba". "Es una determinación del club y los jugadores debemos acatar el camino por el que ha ido la directiva", respondió.
Elocuente, manifestó que asuntos como éste "no son el resultado de una encuesta en el vestuario". "Nosotros no decidimos", remarcó. "Nosotros vinimos a entrenar, no estaba Agné y esto continúa. Ya el sábado jugamos otra vez y el partido es importantísimo", finalizó.
Antes, demandó que "el nuevo entrenador venga con ganas de ayudar, más allá de la persona que sea la elegida".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine