Fútbol
CD TENERIFE 00HËRCULES
 

Misión imposible

El Tenerife suma su primer punto del campeonato al empatar ante un Hércules al que superó en todas las facetas del juego

26.08.2013 | 14:13
Misión imposible
Carlos Ruiz y Peña observan a Falcón cómo despeja un balón a corner.
Carlos Ruiz y Peña observan a Falcón cómo despeja un balón a corner.

El Tenerife sumó un punto en su debut como local en la Segunda División en un encuentro en el que propuso muchas más cosas que el Hércules, pero fue incapaz de batir a Falcón. La propuesta de los blanquiazules chocó con la barrera que puso Quique Hernández tras la expulsión de Assulin. Un punto es poco premio a lo vivido ayer en el Heliodoro, pero cuando falla la definición poco más se puede hacer.
De entrada, Cervera reestructuró el once inicial con respecto al equipo que disputó la primera jornada. Hasta cinco caras nuevas introdujo el técnico blanquiazul, modificando todas las líneas excepto la portería. Fue una auténtica revolución sobre el campo. Ya desde los primeros compases del choque, los blanquiazules cedieron el balón al Hércules, al que intentaron sorprender en rápidas acciones. Pero la defensa en línea de los visitantes desconcertó a los locales que cayeron en un par de fuera de juego consecutivos.

Fue entonces cuando Luismi Loro y Cristo Martín decidieron combinar, lo que generó las primeras llegadas con cierta claridad a los dominios de Falcón. Con Borja haciendo de Aridane para fijar a los centrales, los bajitos pusieron el fútbol. Pero el partido fue aletargándose porque la presión y las impresiciones se volvieron protagonistas en ambas escuadras. Además, los hérculanos tenían las cosas muy claras: el balón en largo lo más lejos de su área y subir filas para achicar los espacios. Y tampoco tenían muchos problemas en parar a los atacantes isleños con múltiples faltas.

Para romper la telaraña amarilla volvió a aparecer el tridente del centro del campo, pero les costaba mucho generar verdadero peligro. El balón rondaba el área pero no hubo un disparo claro a portería. El único lo tuvo Cristo Martín después de una combinación de Loro y Borja, pero un defensa tapó el chut del tinerfeño y lo envió a corner (24´). Llegada la primera media hora, los dos guardametas eran meros espectadores de lo que estaba sucediendo en el césped. Pero dos minutos más tarde, Suso se fue por la banda y su centro lo cabeceó Cristo Martín y Falcón solo pudo darle un manotazo al balón. Con el esférico botando a un metro de la línea de gol, Loro no acertó a rematar y Borja Gómez alejó el peligro en la mejor acción del Tenerife en la primera parte (32´).

De vez en cuando los futbolistas hacen cosas inexplicables. Assulin, que había protestado una acción de Carlos Ruiz que el árbitro dejó pasar, se llevó por delante al defensa blanquiazul ante el mismo Lesma López. Tarjeta roja automática. Y cabreo monumental en sus compañeros, que veían como tenían que aguantar las acometidas del Tenerife con uno menos y durante más de cincuenta minutos. De hecho, Héctor Yuste se comió al israelí cuando éste dejaba el terreno de juego. El cuadro tinerfeñista aprovechó la ocasión para serenar su juego, rasear más y tomar el mando del partido. Pero llegó el descanso y cesaron las hostilidades.

El Tenerife salió mandón de los vestuarios. A ello ayudó Quique Hernández, atrasando a sus hombres y cerrando todos los espacios. El Hércules prefirió replegarse y defender cerca de su portería. Los locales no pecaron de impacientes. Llegaron entonces tres saques de esquina consecutivos, pero el balón parado blanquiazul no hizo daño a los alicantinos. El partido se convirtió en un choque de balonmano: un ataque de movilidad y nueve jugadores delante de su área con la mente puesta únicamente en defender. Dioni, el más adelantado del Hércules, se situaba a más de 70 metros de Aragoneses.

A fuego lento, los hombres de Cervera fueron cocinando el encuentro. Cristo lo intentó desde fuera del área para introducir una nueva variante, pero tampoco así llevó el susto a los visitantes. Óscar Ruiz entró por Salva Ruiz para dar más mordiente arriba, quedando Loro como falso lateral izquierdo y Cristo Martín como acompañante de Borja. Mientras, el frontón amarillo rebotaba todo balón que se le acercaba. Aitor Sanz lo intentó desde la corona del área, pero el disparo del mediocentro blanquiazul salió fuera por escaso margen.

Chechu y poco después Ayoze Pérez tomaron la alternativa para definir el monólogo en el que se había convertido el partido. No lo hicieron y peor le pudieron ir las cosas a los tinerfeñistas si Sardinero hubiera estado más acertado en la única ocasión en la que el Hércules pisó el área de Aragoneses en todo el partido.

Tenerife 0

Aragoneses;
Javi Moyano, Carlos Ruiz, Bruno, Salva Ruiz;
Aitor Sanz, Quique Rivero, Suso, Cristo Martín;
Luismi Loro y Borja

Cambios
Óscar Rico por Salva Ruiz (63´)
Chechu por Suso (69´)
Ayoze Pérez por Luismi Loro (80´)

Hércules 0

Falcón;
Aitor, Pamarot, Borja Gómez, Peña;
Héctor Font, Héctor Yuste, Sardinero, Assulin;
Campos Toro y Dioni

Cambios
Escassi por Héctor Font (46´)
Eldín por Dioni (64´)
Ferreiro por Campos Toro (70´)

Deportes

El arte tiene sitio

El arte tiene sitio

Isco Alarcón, Real Madrid

El ´faro´ celtiña

El ´faro´ celtiña

Iago Aspas, Celta de Vigo

´El Mesías´ del Villamarín

´El Mesías´ del Villamarín

Quique Setién, Real Betis

El CD Tenerife, entre los favoritos

El CD Tenerife, entre los favoritos

El club blanquiazul se sitúa entre los candidatos a luchar por el ascenso directo o entrar en...

Messi, más solo ante la hegemonía del Madrid

Messi, más solo ante la hegemonía del Madrid

Su política de altas hace presagiar la continuidad de su ciclo ganador

Enlaces recomendados: Premios Cine