ÚLTIMA HORA
Investigan una explosión en una terminal de autobuses en Manhattan

El tinerfeño Celso Albelo se corona como tenor en el Bolshói de Moscú

20.04.2016 | 12:20
El tinerfeño Celso Albelo se corona como tenor en el Bolshói de Moscú

El tenor tinerfeño Celso Albelo cerró ayer el círculo virtuoso de su corta pero brillante carrera al debutar en el teatro Bolshói de Moscú con la ópera Don Pasquale del italiano Caetano Donizetti. "Me faltaba un teatro de esta tradición. Estoy muy contento. Es otro paso más en mi carrera", dijo el lagunero, que lleva tres semanas ensayando intensamente en la capital rusa.

Albelo, considerado uno de los mejores tenores del mundo, reconoce que fue una sorpresa haber sido invitado a cantar en la catedral del ballet, ya que tenía pensado centrarse ahora en sus actuaciones en el Liceo de Barcelona.

"No me lo pensé dos veces. Ahora se cierra el círculo. Soñaba con cantar en la Scala (Milán), en Viena y en Nueva York, y lo logré", dijo tras cantar por vez primera en enero en el Metropolitan Opera House.

También ha logrado cautivar a los aficionados en la Ópera Nacional de París, en el Royal House de Londres, en Berlín, en Sydney y en los escenarios de los teatros más importantes de China y Japón.

Reconoce que está "impresionado" con el Bolshói, "una auténtica ciudad", en la que "se palpa diariamente la gran tradición e historia del teatro, y la profundidad cultural y musical de Rusia". "Cada teatro tiene sus particularidades, pero el resto es igual en todo el mundo. Es muy gratificante ver esta ebullición cultural en torno a la música. Me cruzo diariamente con los jóvenes y los bailarines de la academia del Bolshói", señaló.

Hasta ahora su única relación con Rusia era haber cantado en Viena junto a la diva del momento, Anna Netrebko, considerada la mejor soprano del mundo. Le ayudará el gran cartel que tiene en este país otro español Plácido Domingo, que debutó en 1974 en el Bolshói con Tosca de Puccini.

No es la primera vez que Albelo canta Don Pasquale, una pieza que calificó de "complicada", especialmente la parte que le toca como tenor, aunque el desafío "es cantar frente al público". "Don Pasquale es una nueva producción, por lo que llevar las ideas a las práctica requiere mucho tiempo y trabajo. En todo caso, es una pieza muy amena y divertida", comentó sobre la obra que será dirigida por el polaco Michal Klauza. Se trata de una ópera bufa en tres actos, que fue compuesta por Donizetti cuando trabajaba en la corte del emperador Fernando I de Austria y que se estrenó en 1843.

Albelo, de 40 años y que debutó hace diez años, interpretará a Ernesto, sobrino de Don Pasquale. Pero insiste en que la ópera es un espectáculo y cada artista es una pieza más "en la cadena de montaje" que debe satisfacer el exigente paladar de los espectadores, en este caso los rusos, conocidos por su vasta cultura musical. "Los cantantes nos exigimos mucho. La carrera de un tenor es una escalada continua. Es un constante reciclaje en el que uno nunca deja de seguir aprendiendo", sentenció.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine