Valencia

Vecinos de Valencia podrán ver la 'mascletà' desde el Ayuntamiento

El consistorio sorteará por primera vez diez plazas para que cada día puedan ver desde allí el espectáculo pirotécnico

19.02.2016 | 15:24
Las falleras de 2015 en el balcón del Ayuntamiento de Valencia

Las claves del balcón

  • Verse, se ve más bien poco
    Al balcón municipal no se va «a ver la mascletà». En el mejor de los casos se va a escucharla. Tan sólo las tres primeras filas y los jugadores del Valencia Basket lo ven con claridad. Se puede apreciar el bombardeo aéreo e intuir lo demás.
  • Se reduce el aforo a 200
    El aforo del balcón va a quedar reducido a 200 personas por motivos de seguridad. Hasta ahora, el número de asistentes superaba sin problemas los 350, abigarrando el recinto hasta una situación ciertamente claustrofóbica.
  • Menos invitados «amigos»
    Esta reducción llevará, según declaraciones del concejal Pere Fuset, a reducir y controlar las invitaciones a las que tenían derecho tanto los grupos municipales como otras instituciones. Sí que seguirá habiendo, como es natural, invitaciones institucionales a las personalidades que acudan a la ciudad durante la semana grande.
  • Aprovechamiento de balcones
    Desde hace tiempo se ha llegado a la conclusión de que hay otros lugares en el ayuntamiento en que la «mascletà» se ve mejor que en el balcón. Por ejemplo, en los ventanales de la fachada o en despachos se tienen unas vistas incluso mejores. El más cotizado es el que ahora ocupa el edil Carlos Galiana.
  • «Photocall» interminable
    El acto no oficial del balcón es el interminable goteo de fotografías con las falleras mayores y cortes de honor que se hacen todos los invitados que acuden. Con estos nuevos participantes se prevé que aumentará el ritual.
  • La prensa, en una esquina
    Los medios de comunicación asisten a la mascletà en una parte acotada del balcón, donde se arraciman hasta que concluye. También se producirá una regularización para evitar la masificación actual.
  • La grada cabalgatera es mejor
    Se ha desechado la idea de hacer una pequeña grada debajo del balcón, como la que hay disponible el día de la Cabalgata del Ninot. A fuer de ser sinceros, es un sitio de más calidad para ver el disparo.
  • Nuevo recinto de otros invitados
    Además de estas nuevas normas, el ayuntamiento habilitará una zona especial para patrocinadores y para los invitados que solicite, en una determinada cantidad, los pirotécnicos que disparen cada día.

"Si no te toca... echarle la culpa al algoritmo" decía este jueves el concejal valenciano Pere Fuset. Las comisiones de falla conocerán el próximo lunes cuales de ellas podrán disfrutar (en la medida que se puede disfrutar) las emociones de ver una mascletà desde el balcón del ayuntamiento de Valencia. Ese día se sorteará, en teoría por un sistema informático, las 105 que, entre el 1 y el 15 de marzo, serán invitadas al evento a razón de cuatro entradas por comisión (teóricamente, para los dos presidentes y las dos falleras mayores). Se cumple así tanto una promesa electoral del equipo de gobierno como una reclamación solicitada desde diferentes sectores de las Fallas. No son la totalidad, como se pedía, pero sí una parte importante de la misma, casi un tercio del total. Recuerda, de alguna forma, al tiempo en que la exaltación de la fallera mayor de Valencia se celebraba en el Teatro Principal de a ciudad y sólo podía acudir la tercera parte de las comisiones.
 
Salvo que se cambie de opinión, el sorteo se hará, a imagen y semejanza de los sorteos de entradas para las finales de fútbol, mediante una fórmula informática aleatoria. Ésta debe señalar un número de falla para, a partir de ahí, seleccionar las 105 fallas agraciadas. Al año siguiente de la legislatura serán otras tantas, diferentes, las invitadas. Pero no serán las inmediatamente posteriores o anteriores. Por ejemplo, si el sorteo acaba en la falla 200, no quiere decir necesariamente que en 2017 empezarán con la falla 2011.
 
En este sorteo participarán las 380 comisiones censadas en la Junta Central Fallera, sin necesidad de que se inscriban en ningún sitio. Aspirarán a ello de oficio porque se sobreentiende que todas quieren acudir.
 
Y el ciudadano de a pie, también
 
Sí que deben hacerlo, desde la medianoche de este jueves, los otros nuevos invitados al balcón: los ciudadanos de a pie. Que pueden ser falleros, no falleros o antifalleros. Sus únicos requisitos son estar empadronados en Valencia y apuntarse en una lista en la web www.valencia.es/sorteomascleta y esperar que la suerte les sonría. En este caso serán cinco invitaciones dobles para todas las sesiones, del 1 al 19 de marzo. Esta invitación a la ciudadanía en general tendrá sus reglas, como que las entradas serán nominales e intransferibles y sólo válidas para un día en concreto. No se quiere favorecer el mercadeo. De hecho, si el agraciado no puede acudir, se recurrirá a una lista de suplentes.
 
El concejal Pere Fuset aseguró que esta idea está en consonancia con la de haber abierto el ayuntamiento a los ciudadanos «y se evita la idea de que el balcón era una especie de VIP sólo para los privilegiados de la clase política».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine