Espectáculos

Monjas con hábito de lentejuelas

El musical de la película 'Sister Act' llega al Auditorio de Tenerife después de dos días de trabajo desempaquetando las 17 toneladas con las que la producción llegó a la Isla

29.12.2015 | 13:12
Monjas con hábito de lentejuelas
La estampa que presentaba ayer el escenario de la Sala Sinfónica del Auditorio de Tenerife con la preparación del espectáculo.

La superproducción del musical Sister Act, que consigue que las monjas de un convento acaben vistiendo hábitos de lentejuelas, desembarcó en la Isla el pasado domingo en forma de 17 toneladas distribuidas en 7 contenedores en los que se ha traído la escenografía, utilería, vestuario y caracterización. Esta historia, ambientada en los años 70, se basada en la película con el mismo nombre estrenada 1992 y se podrá ver en la Isla hasta el día 4.

Los profesionales encargados de la producción trabajan duro para que esta noche esté todo a punto. El domingo, ayer y todo el día de hoy les está llevando preparar la adaptación del musical al Auditorio de Tenerife Adán Martín. El regidor del show, Gonzalo Lisiardi, explica que en este caso "ha sido fácil porque en otros auditorios sin foso, por ejemplo, nos ha resultado mucho más complicado pero siempre resolvemos para garantizar música y coros en directo". Lisiardi asegura que el montaje español que llega a Tenerife "es técnica y artísticamente exactamente el mismo que ha viajado por Europa y que ahora mismo está en Italia y Brasil".

Lo primero que se ha colocado han sido la escenografía, compuesta, entre otros artilugios, por 34 telares móviles, que se dividen en telones y corpórenos (como los impresionantes arcos que imitan la vidriera de la iglesia con luz propia) y carras móviles, que son unos cajones con ruedas que simulan algunas de las 18 situaciones escénicas del musical, como la comisaría de policía o un callejón. Por último, le ha tocado a la utilería, con una Virgen de 350 kilos que esconde un secreto, el vestuario con más de 1.000 piezas para los 200 cambios de cada función, y el material de caracterización, con un centenar de pelucas y postizos y un horno para fijar sus peinados.
Con el musical viajan 75 personas, entre artistas, los siete músicos multinstrumentistas y técnicos, que acaban siendo un centenar, ya que en cada ciudad se contrata a una veintena de profesionales locales para reforzar los departamentos.

El regidor Gonzalo Lisiardi es el encargado de supervisar todo lo que ocurre antes y durante cada función, de tal forma que "no se toma ninguna decisión se sobre la marcha".

Lisiardi explica que la productora de este espectáculo, Stage Entertainment (responsable de éxitos como El Rey León, Los Miserables o Mamma Mia), "siempre trae sus funciones a Tenerife porque es un seguro de público: aquí la gente se vuelva con los musicales". Stage coproduce Sister Act con El Terrat y Whoopi Goldberg. Y es que el musical, que se estrena esta noche en la Isla, fue creado y producido por la actriz Whoopi Goldberg en 2009, quien protagonizó la película en la que se basa. La intérprete que encarnó por primera vez a Deloris encargó al emblemático compositor Alan Menken (autor de las bandas sonoras de Disney como Pocahontas, La Bella y La Bestia y La Sirenita) crear las canciones para el proyecto, así que no son las de la versión cinematográfica, sino que mezclan funky, góspel, disco, motown, etc.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine