El pintor que ama "el silencio y el eco"

El tinerfeño Cristino de Vera, Premio Nacional de Artes Plásticas, visita al presidente del Gobierno canario, Fernando Clavijo

11.08.2015 | 02:00

Cristino de Vera (Santa Cruz de Tenerife, 1931) visitó ayer al recién elegido presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo. El encuentro, que sirvió para que el artista y el representante institucional charlaran distendidamente, duró más de media hora. De Vera, que ha pasado gran parte de su vida en Madrid, asegura que ahora "lo peor que podría pasarle a un viejo como yo es vivir en una gran ciudad". Por eso pasa largas temporadas entre Segovia y su Tenerife natal. "Lo que más me impresiona, siempre ha sido así, es el Valle de Ucanca", indicó tras el encuentro con el presidente. "Cuando alguien me habla, por ejemplo, de las esculturas de la Isla de Pascua siempre recuerdo que Ucanca tiene algo especial, algo raro", explicó.

El artista habló ayer con fascinación de algunos rincones redescubiertos ahora en su tierra natal. "Ucanca es de los sitios de la tierra donde más se siente el silencio y el eco, es como si el Teide fuera el escultor de esas piedras. Están moldeadas por una energía", indicó.

De Vera, que ya conoció al ahora presidente de Canarias en la inauguración de la Fundación que lleva su nombre en la lagunera calle San Agustín, valoró las cualidades del líder nacionalista. "Ya entonces me di cuenta de que era una persona muy especial, me fijo mucho en esas cosas. Se ve que tiene inteligencia y que además va ligada a la humildad. Es bondadoso y eso es algo necesario en una profesión como la política donde la mayoría no son así para nada", explicó. "Hará una buena labor, aquí en Canarias hay muchas cosas que arreglar", apostilló.

Cristino de Vera es uno de los creadores canarios más reconocidos. Además de obtener la Medalla de Oro de Canarias en 1996, fue distinguido con el Premio Nacional de Artes Plásticas en 1998, con la Medalla de Oro de Bellas Artes en 2002 y con el Premio Canarias de Bellas Artes e Interpretación en 2005. A sus casi 84 años, el genial creador sigue pintando. "Si, he parado un poco a consecuencia de algunos problemas en la vista pero ahora parece que está aguantado", aseguró. Con todo, también tiene tiempo para escribir aunque por el momento prefiere que sus creaciones permanezcan en la intimidad. "Estoy escribiendo un libro desde hace tiempo pero por ahora no lo voy a sacar. Hay alguien que me ha hablado ya para editarlo pero por ahora no lo voy a hacer. Eso lo dejo para cuando esté yo en el más allá, en el último tramo del camino. El libro va sobre el sufrimiento y la belleza", adelantó.

La belleza

Por ambos temas ha transitado De Vera en numerosas ocasiones. La muerte ha rondado siempre sobre su obra y la belleza es una meta que muchas veces roza con la punta de sus expresivos dedos. Hace unos días, por ejemplo, la contempló de cerca en compañía de su mujer, Aurora Ciriza, en la localidad costera de Bajamar. "Tantas veces que fui de niño allí, pero el otro día había un poniente... Donde más se manifiesta la grandeza, la fuente, el origen o dios, como quieran llamarlo, es en el amanecer y en atardecer. Hay ahí un mensaje, ahí está esa belleza, en los colores dorados, rojizos y en el gris plomo", detalló. También habló con interés de su reciente visita al parque arqueológico de las Pirámides de Güímar.

El pintor tinerfeño animó a los periodistas que se encontraban en la sede de Presidencia a desarrollar sus inquietudes. "Deben hablar, salirse de los temas de siempre. Tienen ustedes una profesión muy interesante con la que pueden ayudar a miles y miles de personas", les aconsejó.

De Vera, sin quererlo y sin tan siquiera proponérselo, capta la atención con todas sus frases. Se escabulle de las preguntas mundanas con la misma sonrisa y la misma ternura con la que arroja sus sencillas verdades: "Los humanos nos creemos algo pero somos solo un grupo de hormigas que se reúnen frente a un cosmos infinito del cual nunca sabremos nada".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine