01 de marzo de 2017
01.03.2017

Santa Cruz sufrió su Gala más polémica hace justo diez años

Amargo dirigió un espectáculo en el que participó, entre otros invitados, Belén Esteban, quien se subió el escenario agarrada a dos palos

01.03.2017 | 05:27
Santa Cruz sufrió su Gala más polémica hace justo diez años

No salió crucificada, como lo hizo el pasado lunes Sethlas, el Drag ganador en la Gala del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria, pero sí agarrada a dos palos y sobre una tarima, idolatrada por numerosos bailarines sobre el escenario. Sin duda, si ha habido un espectáculo polémico en el Carnaval de Santa Cruz de Tenerife, ese fue el de la Gala de la Reina de 2007, dirigido por Rafael Amargo y en el que intervino como una de las "estrellas" invitadas la televisiva Belén Esteban.

La intención de Rafael Amargo era que Belén apareciera en el escenario del Recinto Ferial en una cruz, pero horas antes de que comenzara la Gala al artista le dio "miedo" convertir tal idea en realidad, por la polémica que se pudiera generar. Pero no hizo falta cruz alguna para que esta estallara. Todo el espectáculo en general de Amargo pasó a la historia del Carnaval santacrucero como la peor Gala de la historia, al menos, porque muy poco tenía que ver con la fiesta chicharrera. Eso sí, también fue el acto carnavalero con más repercusión mediática de la historia.

Ahora, diez años más tarde, la polémica ha estallado en el Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria con su Gala. La cruz y las alusiones a la Virgen y a Cristo por parte de Sethlas (Borja Casillas), el Drag ganador en esta edición de la fiesta, ha provocado que algunos se lleven las manos a la cabeza. La religión y el Carnaval se vuelven a ver las caras. Unos hablan de "ofensa" y "blasfemia" y otros de "libertad de expresión". Mientras, la fiesta continúa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine