27 de enero de 2017
27.01.2017

Las 500 entradas para la final de murgas del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife se agotan en 19 minutos en las taquillas del Recinto Ferial

Los numerosos carnavaleros que no pudieron comprar nada exigen a Fiestas más localidades y que controle la reventa

08.02.2017 | 02:26
Las 500 entradas para la final de murgas del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife se agotan en 19 minutos en las taquillas del Recinto Ferial
Venta de entradas en las taquillas del Recinto Ferial, en Santa Cruz de Tenerife.

Tensión, gritos, acaloradas discusiones y muchos nervios, hasta el punto de que incluso la Unipol (Unidad de Intervención de la Policía Local) tuvo que intervenir. Fue lo que se vivió este viernes, 27 de enero, en las taquillas del Recinto Ferial durante la venta de las entradas para los concursos del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife, después de que muchos carnvaleros hubiesen pasado varias noches acampados en el lugar para no quedarse sin su localidad. En tan solo 19 minutos, desde que a las nueve de la mañana se abrieron las taquillas, se agotaron las 500 localidades que se pusieron a la venta para la final del concurso de murgas adultas, uno de los actos más seguidos y esperados de la fiesta chicharrera.

En la cola, las dos caras de la moneda. Por un lado, estaban aquellos que mostraban su "felicidad" por haber conseguido comprar entradas y, por otro, estaban los que se habían quedado sin ellas a pesar de haber estado esperando durante más de 24 horas, sin dormir y pasando frío en la calle. Iluminada Claudia Rodríguez fue la primera que logró adquirir sus localidades para la final de murgas. Lo celebró cantando, saltando y demostrando muchísima emoción. "Llevamos aquí desde el lunes por la mañana, desde que se suspendió la venta de entradas por internet. No me lo puedo creer. Hemos comprado para el concurso de las murgas adultas, al que asistiré con mi hija, para la Gala de la Reina y para las comparsas. Para nosotros vale la pena estar tantos días aquí porque nos encanta el Carnaval, pero es cierto que el Ayuntamiento debería buscar la fórmula adecuada para evitar esto", cuenta Iluminada.

Entre los que se quedaron a las puertas de conseguir una entrada para la final de murgas estaba Yolanda García, que no podía ocultar su indignación y que no pudo evitar llorar. "Son muchas horas las que estamos aquí para que ahora nos digan que las localidades se han acabado. Esto es una falta de respeto, se ríen de nosotros en nuestra cara. Esto es inhumano. No entendemos cómo se pueden poner tan pocas entradas a la venta, pues solo ofrecen 500 de 6.500 localidades, y cómo es posible que se agoten tan rápido, cuando delante de nosotros solo había unas cuantas personas. Pero lo peor de todo es que ahora todos aquellos que han conseguido adquirir localidades, pues se pueden comprar cuatro por persona tanto aquí como por internet, harán el negocio con la reventa", denuncia Yolanda.

Concepción Barrera, que también se quedó sin entradas para las murgas, exige al Ayuntamiento de Santa Cruz que busque una solución a este asunto, "porque lo que no puede ser es que después en el concurso haya gradas vacías porque se las dan a los políticos y a los amigos y estos no vienen". Asimismo, tanto Concepción como otros muchos carnavaleros que finalmente no pudieron adquirir una localidad instan al Organismo Autónomo de Fiestas que controle la reventa irregular de entradas.

Ya desde el jueves en páginas web, como Milanuncios.com, se ofrecía un bolígrafo "big" y de regalo una entrada para la final a 35 euros, o un bolígrafo y de regalo dos bonos a 100 euros. Lo del bolígrafo se utiliza porque no se pueden vender directamente entradas, por lo que estas supuestamente se ofrecen como regalo por la compra de dicho artículo. "Esto es algo que tienen que controlar, no se puede hacer negocio con la ilusión de la gente. Aquí muchos compran cuatro entradas para revenderlas entre 35 y 50 euros, cuando cuestan 10 euros", indica Vanesa, otra carnavalera que se quedó sin localidad para las murgas.

En la cola también habían personas mayores, mujeres embarazadas y familias que acudieron con el bebé en el carrito con tal de no quedarse sin entrada para las murgas. Algunos curiosos que pasaban por allí mostraban su sorpresa ante lo que estaba ocurriendo, preguntándose que era lo que se vendía allí para que despertara tanta expectación y para que la gente incluso pasase la noche allí.

Con respecto al resto de concursos del Carnaval, también se vendieron bastantes localidades para la Gala de la Reina adulta y para el certamen de las Rondallas, aunque aún no se han agotado. Tanto en las taquillas del Recinto Ferial como en internet, por ticketea.es, aún se pueden adquirir entradas para dichos actos y para las comparsas, murgas infantiles y agrupaciones. Para el concurso de murgas adultas ya no queda nada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine