17 de enero de 2017
17.01.2017

Fiestas adjudica el 65% de los quioscos del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife y recauda 149.000 euros

Los Carnavales en la calle tendrán 63 chiringuitos, nueve más que en 2016

10.02.2017 | 17:54
Un momento de la subasta de los puestos del Carnaval de Santa Cruz.

Aunque ya no volverán aquellos tiempos en los que la Unipol (Unidad de Intervención de la Policía Local) acudía con perros de la unidad canina para controlar la pasión desmedida de algunos y en los que la subasta se convertía en un auténtico campo de batalla de manos alzadas, este año, el reparto de los quioscos del Carnaval de Santa Cruz, celebrado el martes 17, ha recuperado algo de la tensión y de la emoción que siempre le había caracterizado. El Organismo Autónomo de Fiestas del Ayuntamiento ha logrado adjudicar el 65% de los chiringuitos de comida y bebida que se han subastado, es decir, 41 de 63, cinco más que en 2016. Además, en algunos casos se llegó a duplicar, a triplicar y hasta a quintuplicar el precio de salida de los puestos, por la lucha de varios pujadores, algo que no ocurría hace años.

Es cierto que ya en 2016 empezó a notarse un mayor interés por parte de los quiosqueros, los cuales habían mostrado cierta desmotivación en ediciones anteriores, quizás debido a los años de crisis, pero el martes se volvió a sentir que con la fiesta chicharrera se gana dinero. Acudieron más de 300 ciudadanos interesados en conseguir un chiringuito para el Carnaval de la calle y finalmente el Ayuntamiento logró recaudar 149.188 euros, 19.000 euros más que el año pasado, lo que supone un incremento del 13% con respecto a la edición anterior. A esta cantidad habrá que sumar también el dinero que conseguirá el Organismo Autónomo de Fiestas con los 22 puestos (cuatro más que en 2016) que ha reservado para acuerdos comerciales con grandes marcas, algunos de los cuales aún no están cerrados.

Por lo tanto, y teniendo en cuenta estos quioscos que se ha quedado el Consistorio chicharrero para patrocinios, el Carnaval en la calle contará entonces con un total de 63 chiringuitos de comida, bebidas y artículos, nueve más que en 2016. Han quedado desiertos 22, mientras que el año pasado quedaron 31. Entre los puestos que más interés despertaron en la subasta se encuentran los carritos de perros calientes, con un precio de salida de 729,32 euros. Con el situado entre la calle de La Marina y La Alameda, dicha cantidad se llegó a quintuplicar tras la puja de varios quiosqueros interesados en él, hasta alcanzar la cifra de 3.719,53 euros. Por el de la plaza del Chicharro se pagaron 2.260 euros y por el carrito de la Avenida Marítima, 1.021 euros.

Con las máquinas de papas de Valentín Sanz y de la Avenida Marítima también se sintió la tensión, duplicándose el precio de salida (729,32 euros) en ambos casos. En el primero se llegó hasta los 1.903 euros y en el segundo, hasta los 1.750 euros. Lo mismo ocurrió con el puesto de frutos secos, turrones, dulces y derivados de la Avenida Marítima, pasándose de los 656 euros del precio de salida a los 1.181 euros que finalmente se dieron, y con el de la calle Castillo, llegando hasta los 1.050 euros. Los autobares de la plaza del Príncipe también despertaron bastante interés. En uno de ellos se llegó casi a duplicar su precio de salida, pasando de 4.196 a 7.974 euros.

El Carnaval de Santa Cruz de Tenerife se desarrollará entre el 27 de enero y el 5 de marzo y estará dedicado al Caribe. Los quioscos permanecerán abiertos al público desde el 24 febrero al 5 de marzo, coincidiendo con las fechas de celebración de los actos del Carnaval en la calle.

Ubicación

Con respecto a la ubicación de los puestos, las zonas que más interés despertaron ayer en la subasta entre los quiosqueros fueron Valentín Sanz, Plaza del Chicharro, Plaza del Príncipe, calle Castillo, plaza de España y plaza de la Candelaria. La mayoría de los chiringuitos que quedaron desiertos corresponden a las zonas de la Avenida Marítima, Avenida de Anaga, La Marina y la Alameda.

Valentín Sanz. Se adjudicaron los tres quioscos de esta zona, que son una churrería, un puesto de artículos del Carnaval y una máquina de papas.

Plaza del Chicharro. Se adjudicaron los cuatro chiringuitos de esta zona, que son un puesto de turrones, uno de artículos del Carnaval, una mesa de confituras y un carrito de perros calientes.

Plaza del Príncipe. De los siete quioscos que se subastaron para la plaza del Príncipe, se adjudicaron seis, que son cuatro autobares de perros calientes y hamburguesas, y dos cervecerías. Quedó desierta una cervecería.

Villalba Hervás. Se adjudicó la cervecería prevista para esta zona.

Avenida Marítima. De los 20 puestos de la Avenida Marítima que se subastaron, 11 quedaron desiertos: tres cervecerías, cinco autobares, una churrería, y dos máquina de papas. Se adjudicaron una cervecería, tres máquina de papas, un puesto de algodón de azúcar y cotufas, un puesto de frutos secos, un puesto de bebidas y refrescos (cócteles tropicales), un autobar y un carrito de perros calientes.

La Marina. Se adjudicaron un carrito de perros calientes, una cervecería y un puesto de turrones. Quedaron desiertos un autobar y una cervecería.

Plaza de España. Se adjudicaron un mesón de 17.584 euros (quioscos con los precios más altos), dos cervecerías, dos máquinas de papas, un autobar y una mesa de confituras. Quedaron desiertos otro mesón, tres mesas de confituras y un puesto de turrones, dulces y derivados.

Plaza de San Francisco. Quedó desierta la cervecería subastada.

General Gutiérrez. De los dos puestos de turrones de la zona, uno se adjudicó y otro quedó desierto.

Plaza de la Candelaria. Se adjudicaron una cervecería y un mesón.

Calle Castillo. Se adjudicaron dos cervecería, dos puestos de turrones y uno de artículos del Carnaval.

Calle San José. Quedó desierta la cervecería que se subastó, aunque Fiestas en dicha calle se ha reservado dos cervecerías.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine