Carnaval 2016

Los Discapacitados de Canarias critican que la OID represente a una candidata

El Cermi exige al Ayuntamiento de Santa Cruz que tome medidas porque se trata de una entidad sobre la que "pesan multitud de sentencias y sanciones"

15.01.2016 | 12:57
Candidata a Reina del Carnaval de Santa Cruz en representación de la OID.

El Comité de Representantes de Personas con Discapacidad de Canarias (Cermi Canarias) denuncia que una candidata a Reina del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife sea representada por la OID (Organización Impulsora del Discapacitado), pues se trata, según indica a la opinión de tenerife el secretario general de Cermi, Miguel Ángel Déniz, de una entidad sobre la que pesan multitud de sentencias, resoluciones administrativas y expedientes sancionadores.

El Cermi Canarias critica que el Ayuntamiento de la capital chicharrera haya permitido tal situación y le exige que tome medidas de manera inmediata. En concreto, la OID es la entidad patrocinadora de la fantasía que lucirá la joven Sheila Ágata San Segundo Expósito, creada por el diseñador Miguel Cañadas. "Queremos dejar claro que no tenemos nada contra esta joven, pero no podemos permitir que una organización que se nutre del juego ilegal participe en el Carnaval", manifiesta Déniz.

El Comité de Representantes de Personas con Discapacidad de Canarias quiere expresar su indignación "tras conocer que el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha permitido que una candidata a Reina del Carnaval se haya presentado con el patrocinio de la OID".

El Cermi insiste en que los fondos de los que se mantiene dicha organización se nutren de la venta de juego ilegal, lo que "acarrea graves perjuicios a las entidades que realmente trabajan en favor de las personas con discapacidad, en especial a la ONCE".

El Cermi Canarias exige responsabilidad a las administraciones públicas y recuerda que sobre la OID "pesan multitud de sentencias, resoluciones administrativas y expedientes sancionadores declarando su absoluta ilegalidad y que no obstante sigue operando a sus anchas, ante la pasividad de los poderes públicos competentes", comenta Miguel Ángel Déniz.

Burla

"Tolerar el mantenimiento y expansión como hasta ahora del juego ilegal no es solo una burla hiriente del Estado de Derecho y un quebranto de los intereses de los consumidores, sino que supone un daño irreparable al sector de la discapacidad al socavar el espacio social y económico de la ONCE, el primer sostenedor privado de este movimiento social", añade el secretario general del Comité de Representantes de Personas con Discapacidad de Canarias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine