Ballesteros: "Si Canarias quiere ser 'hub' comercial debe invertir en aeropuertos"

El director del Instituto de Estudios Estratégicos considera que la UE debe ayudar al desarrollo económico de África para evitar que los conflictos se trasladen a Europa

01.04.2016 | 11:05
Ballesteros: "Si Canarias quiere ser 'hub' comercial debe invertir en aeropuertos"

"Si Canarias quiere convertirse en un enlace o hub comercial entre Sudamérica, Europa y África, debe invertir en infraestructuras aeroportuarias porque la situación geográfica, aunque es la idónea, no es suficiente". Esta es una de las ideas que expuso ayer el general y director del Instituto de Estudios Estratégicos, Miguel Ángel Ballesteros Martín, durante una conferencia celebrada ayer en la Facultad de Economía, Empresa y Turismo de la Universidad de La Laguna sobre el valor estratégico de Canarias y su contexto geopolítico.

El experto destacó que aunque en estos momentos las rutas aéreas entre Sudamérica y África son escasas, en las próximas décadas experimentarán un importante crecimiento. "África, necesariamente de la mano del desarrollo económico que va a experimentar, va a tener que abrir e impulsar rutas aéreas y los aeropuertos mejor situados ahora mismo para interconectar el mercado norteamericano, el de América del Sur, aún por desarrollar, con África y desde este continente hacia Europa y Asia, y los aeropuertos mejor situados son Casablanca y las Islas Canarias, fundamentalmente, Tenerife", aseveró para añadir que "habrá que ver quién se lleva el gato al agua finalmente".

Ballesteros explicó que para ser hub, distribuidor de rutas aéreas, "hay que ocupar una posición adecuada en el mapa, pero también infraestructuras aeroportuarias adecuadas para hacer transbordos en muy poco tiempo y disponer de una compañía aérea de bandera que sea capaz de establecer conexiones entre diferentes regiones geopolíticas". En este sentido destacó que el punto ideal para distribuir el tráfico entre Norteamérica y Europa es Lisboa, Madrid, Dublín, París y Londres. Mientras que Canarias podría serlo entre América del Sur y África, en un espacio además que aún no se ha desarrollado. Apuntó a que la conectividad aérea en Canarias "está creciendo", pero apuntó a que "no es la más idónea, pese a que la tendencia es buena".

A todo ello, Ballesteros consideró fundamental la seguridad de la que dispone Canarias, no solo en lo que se refiere a la ausencia de conflictos, sino a la seguridad jurídica, y ambas son relevantes para la apertura comercial en el continente.

En cuanto a las rutas marítimas destacó que las Islas juegan un papel relevante para el comercio de mercancías, por su sola situación geográfica, pero también por la cada vez más demandada como escala de cruceros de turistas.

No obstante, el especialista subrayó la necesidad de que esa seguridad no solo se produzca en las Islas, sino que es vital que para que se desarrolle el comercio con los países africanos, éstos deben tener estabilidad política, seguridad jurídica y ausencia de conflictos. En este sentido comentó que España colabora en materia de seguridad con algunos países o regiones africanas, fundamentalmente Senegal, Mauritania y Cabo Verde, por lo que consideró que "debería verse reflejado en el comercio de Canarias" para aprovechar dichas sinergias. Destacó que aunque Canarias ha aumentado sus exportaciones con Senegal en un 303%, en los últimos cuatro años, pero ha disminuido un 62% con Mauritania.

Ballesteros consideró que la UE debe implicarse más en el desarrollo de África para evitar que se trasladen a Europa posibles conflictos derivados de flujos migratorios masivos o por ataques terroristas, entre otros. Así, apuntó que las instituciones europeas deben centrarse especialmente en el área de El Sahel, ya que hasta la fecha los esfuerzos se han centrado únicamente en el área mediterránea.

"La seguridad es un factor clave para el desarrollo económico", reiteró y abundó en que el área de Mali, Mauritania, Marruecos, Túnez, Níger y Mauritania ha pasado de sufrir 21 atentados terroristas en 2001 a más de 250 en la actualidad. "Fruto de la inestabilidad y la débil economía, se produce la emigración. En 2006 entraron a Canarias más de 31.000 personas, lo cual parecía masivo en su día, pero se queda en nada", dijo, si se compara con las cifras actuales registradas, por ejemplo, en Lampedusa. "Hay que resolver el problema en origen", defendió.

Ballesteros se preguntó qué puede hacer Europa: "Ayudar a crear infraestructuras como carreteras para unir diferentes núcleos con rutas comerciales seguras que generen empleo y riqueza en la zona. "Europa ya se ha convencido de que hay que inyectar dinero para abrir ese camino y la plataforma ideal es Canarias, porque es el territorio europeo más cercano. Es una oportunidad, un potencial de desarrollo para el Archipiélago canario". El experto también destacó que para ello debe existir una política común que vaya en una misma dirección, pero Europa es un conjunto de 28 Estados con muy diversas sensibilidades e intereses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine