Santiago Negrín achaca la crisis en RTVC a la ausencia de reglamento

Coalición Canaria abre la puerta a la modificación del modelo

29.01.2016 | 13:23
Santiago Negrín en una comisión parlamentaria del año pasado.

El presidente del Consejo Rector de RadioTelevisión Canaria (RTVC)Santiago Negrín, justificó este viernes la crisis abierta en el ente público tras la dimisión de dos consejeras -María José Bravo de Laguna y María Antonia Alvarez- con la ausencia de un reglamento orgánico.

En una comisión parlamentaria en la que compareció a petición de los grupos Socialista, Popular, Nueva Canarias y Podemos, Negrín admitió que en el seno del Consejo "hay discrepancias" con el modelo a seguir, al tiempo que se ha señalado que la nueva ley es "dificultosa" porque se presta a interpretaciones.

Según Negrín, con un reglamento orgánico se hubieran impedido bloqueos y "disipado dudas", pero tras su rechazo por el Consejo Consultivo, señaló que no había "voluntad" para resolver los reparos, que era "subsanables". "Ese es el origen de muchos problemas, no hubo voluntad de que el reglamento saliera adelante, los reparos se podían subsanar", explicó.

No obstante, el presidente de RTVC incidió en que las críticas que recibe el ente "están circunscritas" al Consejo Rector ya que tanto la televisión como la radio "funcionan perfectamente". "Me gustaría tener un reglamento, no tendríamos muchos problemas", destacó. Sobre la audiencia de una auditoría de gestión, comentó que "hace falta dinero", y espera que este año se ocupe la plaza de secretario del Consejo Rector y una vez se ha creado y dotado presupuestariamente.

En su opinión, "la gente sí quiere a Televisión Canaria", y ha anunciado que a partir del lunes se recupera la mañana completa de programación propia hasta las 15.30 horas. Además, no ha ocultado que se ha perdido audiencia, si bien lo ha vinculado a la pérdida de los derechos deportivos. "Esta tierra no se lo puede permitir", señaló, al tiempo que ha admitido que cada día hace autocrítica. "Me voy a la cama pensando en que he hecho mal y que se puede mejorar, pero a veces hay muros insalvables", comentó.

El portavoz de Nueva Canarias (NC), Román Rodríguez, sostuvo que hay una "grave crisis" en el ente autonómico derivada de la aprobación precipitada del Consejo Rector a final de Legislatura "y repartiendo miembros por cuotas de poder". En su opinión, el "fracaso" actual es de CC, PSOE y PP, que hicieron un Consejo con "intereses tácticos" que ha llevado a RTVC a un "lío monumental", y ha puesto como ejemplo de los "viejos tiempos" de interferencia política la retransmisión de las campanadas de Fin de Año. "La imagen es penosa", señaló -aunque Negrín replicó que la decisión fue técnica-.

Rodríguez ha pedido la intervención ante la Cámara de las dos consejeras dimitidas "con luz y taquígrafos" ya que hay un problema "de filosofía", no vinculado al reglamento orgánico. En su opinión, el "fracaso absoluto" se confirma con la ausencia de consejo asesor y de informativos -no se pueden nombrar sin reglamento, según Negrín- y ha dicho que los grupos que sostienen al Gobierno están "arrepentidos" del nombramiento de Negrín. Ha admitido abrir el debate para modificar la ley y que haya un nuevo Consejo "sin cuotas partidistas" y elegido por consenso, ante la tentación de algunos grupos de "volver a lo anterior".

Ana González, del Grupo Socialista, defendió la ley actual y el modelo de gestión en el que la dirección ha pasado del Gobierno regional al Parlamento. Ha comentado que la dimisión de dos consejeras es "anómala", lo que supone un "toque de atención" para reflexionar sobre lo que ocurre en el ente. "El primero que debe hacer una reflexión es usted", espetó a Negrín. 

No ha quedado satisfecha ante la versión expuesta por Negrín, ya que no ha traído a la Cámara el reglamento, con una "omnipotencia" que la ley no recoge, lo que denota su "fracaso" para generar consensos en el Consejo Rector. "No sabemos qué proyecto quiere liderar, haga autocrítica", destacó. 

Guillermo Díaz Guerra, del Grupo Popular, indicó que su grupo votó en contra de la ley porque era un "lavado de cara", y ha incidido en el "desgraciado espectáculo" que se está dando en las últimas semanas. "Un medio de comunicación no puede ser la noticia en sí", explicó, por lo que señaló a CC y PSOE para que reconozcan "que se equivocaron" con la ley y propongan cambiarla, ya que ha advertido de que la situación actual del ente afecta a la "credibilidad" de los medios de públicos a la vez que criticó la falta de democracia del Consejo Rector.

Por Podemos, Juan José Márquez, comentó que los partidos "se pelearon" por el control del Consejo Rector y han creado "un problema" que deben resolver. "Da vergüenza ver algunos programas", ha comentado, con noticias que reflejan "la versión de Coalición Canaria". Ha dicho que el Consejo Rector es un "campo de batalla" y no un "equipo de trabajo", y ha pedido que se fijen en otros modelos, como el del País Vasco, y no en las televisiones privadas. En su opinión, RTVC "ha tocado fondo" porque el servicio público "no se cumple y se deteriora más", con una televisión y radio pública donde "jamás" se critica a Coalición Canaria (CC). "Quieren una televisión a su servicio pero no la paguen con el dinero de todos los canarios", señaló. 

Para Márquez, hay que empezar "de cero" para que el Consejo Rector sea elegido nuevamente por consenso y atendiendo a criterios profesionales "y no partidistas". "Espero que pronto los canarios puedan encender la televisión y no sentir vergüenza", ha comentado. HAY UNA "BICEFALIA IMPERFECTA", 

Melodie Mendoza, del Grupo Mixto, ha valorado la nueva ley para hacer frente a los "escándalos" del mandato anterior, aunque ha remarcado que "las prisas no son buenas consejeras", ya que el Consejo Rector "no tiene nada de democrático". Por ello, ha reclamado una renovación total del Consejo y que la elección de sus miembros se haga a través de los méritos con una convocatoria pública. "Si quieren acabar con los problemas, cambien el enfoque", ha destacado. 

Guadalupe González Taño, del Grupo Nacionalista, ha dicho que la aplicación de la ley no ha sido la adecuada, con una separación de funciones y "bicefalia imperfecta", y cree que la solución pasa por un "ajuste del modelo" para hacerlo más eficiente. "Echar las culpas a unos y otros, no es la solución", ha comentado. En su opinión, "los problemas seguirán aunque cambien las personas", por lo que ha planteado una modificación parcial de la ley que dote de mayor solvencia al Consejo Rector.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine