Elecciones Generales

Alberto Rodríguez: "El uso militar de las Islas nos pone en la diana del terrorismo"

El candidato de Podemos al Congreso por la provincia de Santa Cruz de Tenerife promete luchar a favor del empleo y de la renta básica en Canarias

15.12.2015 | 02:00

El chicharrero Alberto Rodríguez, de 33 años, es el candidato de Podemos al Congreso por la provincia de Santa Cruz de Tenerife. Este joven del barrio de Ofra es técnico superior en Química Ambiental y trabajador de la Refinería de la capital. Además, es activista y sindicalista y sus primeros pasos políticos fueron en Izquierda Unida. Ahora, como cabeza de lista de la fuerza morada, promete luchar a favor del empleo y de la renta básica en Canarias, sus dos retos a corto plazo.

¿Por qué ha decidido dar el salto a la política con Podemos teniendo en cuenta que antes estaba en Izquierda Unida (IU)? ¿Qué le hizo cambiar?
No cabe duda de que Podemos es la herramienta más válida de cambio de este país, de transformación. Para mí, las organizaciones políticas no son sectas ni equipos de fútbol a los que les debas jurar fidelidad eterna, sino herramientas. Ahora mismo, Podemos es la herramienta más válida y la que tiene más posibilidades de ganar. Contactaron conmigo para darme la posibilidad de presentarme a las primarias porque querían un perfil de alguien como yo, que tuviera experiencia en movimientos sociales y sindicales. Tras valorarlo, acepté.

¿Apoyaba una alianza con IU para concurrir a las elecciones?
Era importante sumar, teniendo en cuenta que somos el proyecto más válido. Sumar personas que aportaran al cambio y que fueran caras conocidas y muy válidas, que las hay dentro de IU y de movimientos sociales. Contactamos con muchos. Hubo gente que se sumó al proyecto y otra que dio respuesta negativa. Es una pena que gente no haya querido sumarse al carro pero en ningún caso son nuestros enemigos o adversarios políticos.

¿Lo considera un fracaso?
Sí, es una pena. De todas formas, no venimos a mantener dinámicas de la vieja política con pactos entre partidos y demás. Todo el mundo lo ha tenido claro y así lo votó la militancia. No venimos a hacer un potaje, pero sí que considero una pena que haya personas válidas de este país que no se hayan querido sumar. No solo pienso en Alberto Garzón [IU], sino en otros muchos.

Podemos plantea una renta básica de 600 euros para los que no tengan ingresos. ¿Cuánto dinero haría falta para Canarias y de dónde se va a sacar?
Sabemos, y lo tenemos tasados así por el grupo de economistas que trabajan con Podemos, que el coste de esas medidas son 15.000 millones de euros...

¿A nivel nacional?
Sí, a nivel estatal. Es para familias en riesgo de exclusión y pobreza, no es una medida que se le vaya a dar a todo el mundo, a la gente que no lo necesite. ¿El dinero de dónde va a salir? Pues hay varios agujeros negros en este país de dinero público que podemos usar con tranquilidad. Uno es la corrupción. La Comisión Nacional de los Mercado y la Competencia tasó el dinero que hemos perdido en corrupción en los últimos años en 48.000 millones de euros. Después tenemos el fraude fiscal. Las grandes fortunas, las grandes empresas prácticamente no cotizan, no pagan, y sabemos, porque lo dicen los técnicos, que por cada euro que invirtamos en combatir el fraude fiscal vamos a ingresar 10. Entonces, la pregunta es por qué no se hace. Tal vez porque los mismos que defraudan son los mismos que gobiernan. También con el tema del déficit. Planteamos pagarlo, pero de forma más paulatina, como hacen Francia o Alemania.

¿Cómo luchar contra el fraude fiscal?
Con inspecciones. Poner a los inspectores de Hacienda, pero no a perseguir al pequeño fontanero o electricista que hace un cáncamo, o al autónomo, sino sacarlos de ahí. Tenemos claro que debemos acabar con la economía sumergida, pero no es el objetivo principal, sino ir a las grandes fortunas y empresas que defraudan. También acabando con las medidas que son legales, porque no todo es fraude. Hay fraude ilegal y legal, como son la Sicav, que son medidas de evasión fiscal para que los de arriba no paguen lo que tienen que pagar.

Plantean una reforma fiscal para gravar a los grandes patrimonios. ¿No provocaría que tributaran en otros países?
No lo creemos. No ha pasado en ningún otro país. Queremos igualarnos a la media de la Unión Europea y no hay grandes fortunas ni grandes empresas que se estén yendo de Alemania, Dinamarca o Francia porque tienen tipos impositivos más altos. Es simplemente eso, cuestión de justicia social. No es de recibo que una persona que ingresa 55.000 o 65.000 euros pague igual que una que ingresa 500.000. Debe ser progresivo porque la propia naturaleza de los impuestos es distribuir la riqueza.

Bueno... En Francia, el presidente Hollande lo propuso e incluso fue conocido que el actor Gerard Depardieu se fue a Rusia. ¿No podría pasar algo parecido?
Lo que pasa es que hicieron ese planteamiento desde cifras impositivas totalmente alejadas de la media española. España es un país, siendo una potencia económica como es, en el que las grandes fortunas pagan menos impuestos. Solo queremos acercarnos a eso. Las grandes empresas no van a levantar la pala y llevarse la industria simplemente porque les pidamos que paguen un poquito más, pues además les va a ir mejor también. Al tejido empresarial le interesa que haya mercado con capacidad de consumir y con poder adquisitivo.
Pablo Iglesias dice que quiere que Canarias deje de ser un ejemplo de "colonialidad" para convertirse en un referente en renovables.

¿Comparte la misma postura que el candidato de su partido a la Presidencia? ¿Qué o quién es el colonizador?
Lo habló en el plano energético. Canarias es muy dependiente de los combustibles fósiles y tenemos que acabar con eso porque genera inseguridad de cara al exterior y porque tenemos una potencialidad en las Islas brutal. Podríamos ser pioneros a nivel mundial en renovables, generar empleo diferente al turismo de sol y playa y al empleo precario del sector servicios. Con gente formada de las Islas, crear industria, diversificar la economía y garantizar nuestra producción energética. Tenemos posiblemente una de las mejores condiciones y, de Europa, somos los que más a espaldas estamos de las renovables.

Es trabajador de la Refinería. ¿Está de acuerdo con que se vaya de Santa Cruz?
Hay que hacer una transición, al igual que otras medidas que llevamos en el programa. El modelo de Podemos es ir hacia las energías verdes para tener menor dependencia del exterior, pero en la actualidad no puedes quitar la refinería de petróleo porque no se moverían los coches, no tendríamos luz eléctrica... Se paralizaría la economía. Es importante que haya un plan para ver qué se va a hacer con los trabajadores y con ese motor económico tan importante, que es la industria en Canarias y el petróleo. Son empleos de calidad que dan de comer a muchas familias. Debemos tener un plan de adaptación a futuro. No dar un machetazo. Es irresponsable hablar de un cierre, de dar un machetazo y que todas esas familias vayan a la calle. Dejar a Canarias sin la alternativa energética, la única que tiene actualmente.
Tenemos que ir hacia una transición a las renovables que no pasa por el gas.

Si se garantizasen los puestos de trabajo y se les buscara una alternativa, ¿estaría a favor de que se quitara?
Evidentemente la Refinería y el sector del petróleo tiene los días contados. Se está viendo en la actualidad y lo conozco de primera mano. La actividad productiva está parada desde hace más de un año y muchos compañeros están teniendo que ir a fábricas de Andalucía o incluso de Argelia o China. En vez de tener que hacer esas cosas, que hubiera un sector industrial para diversificar la oferta y poder seguir manteniendo nuestras vidas aquí, conservando las condiciones laborales y el convenio colectivo, que es de lo mejorcito de la Isla.

Es crítico con la Reserva de Inversiones Canaria (RIC) pero es defensor del Régimen Económico y Fiscal (REF). ¿Qué propone para que funcionen mejor?
Intentado hacer mucha pedagogía con esto porque el REF es un desconocido para la gente, pero es una herramienta fundamental para la vida de los canarios. Hay medidas como el descuento a residentes y subvenciones en los combustibles y en la tarifa eléctrica. En el tema del IGIC, que pagamos menos impuestos indirectos que en el resto del país. Todo eso hay que mantenerlo y anclarlo en la Constitución, que no dependa de vaivenes, incluso algunas cosas mejorarlas, como es el descuento a residentes. Creemos que funciona, y lo que haya que mejorar se mejora. Ahora bien, el REF tiene otras patas, como la RIC, que ha servido en muchas ocasiones para evadir impuestos. Se supone que, en teoría, servía para dinamizar la economía canaria y generar empleo. Tenemos la prueba, no lo dice Podemos lo dice el Consejo Económico y Social también. Con un 30% de paro y con récord turístico, hay algo que no encaja. Nuestra propuesta es que se audite, ya que es un mecanismo tan opaco, para saber con cuánto está capitalizado, cuánto dinero hay ahí para utilizarlo para generar empleo en las Islas. Hay 1.000 sectores donde se puede usar ese dinero, que está paralizado en manos de unos pocos, para el beneficio de la mayoría.

¿Pero eliminaría la RIC o se modificaría?
Paulatinamente, debe tender a que desaparezca una medida como esa y como la Sicav. Llevamos en el programa que las medidas de evasión fiscal tienen que tender a desaparecer, lo que pasa es que somos conscientes de que hay que dotar de seguridad jurídica a la gente, a los empresarios, que tienen el dinero ahí. Por eso, nuestra primera medida es auditarla y usar el dinero para generar empleo, pero evidentemente toda herramienta que se use para evadir impuestos debe tender a desaparecer porque es injusta.

¿Cómo luchar contra el paro?
La primera medida fundamental es derogar las reformas laborales, tanto la del Partido Popular (PP) como la del Partido Socialista (PSOE), que provocaron que la tasa de desempleo se fuera por las nubes. Hay que implementar el estado de bienestar en Canarias, que lo conocemos por verlo en la tele. Aquí prácticamente no ha llegado. Tenemos los peores índices en sanidad, en educación, dependencia... Ahí, a parte de mejorar la vida de las personas, hay un nicho de empleo muy grande. Aparte de solucionar la vida de la gente, genera mucho trabajo. ¿Por qué no implementar la Ley de Dependencia, que hay muchas familias sufriendo que no ven ni un solo euro, que te den dinero en Canarias es más difícil que te toque la lotería? Eso no es una cosa abstracta y se traduce en empleo digno y de calidad, no en el que estamos acostumbrados en el sector servicios. Esas son las dos medidas más inmediatas: derogación de la reforma laboral e inyección de dinero público.

¿A qué se refiere cuando dice que Canarias debe ser un territorio de paz?
En concreto, hace unos meses o quizá un año, aviones de la OTAN usaron la base de Gando para bombardear Mali. La expresión de paz del pueblo canario está más que demostrada y eso pone en peligro nuestra seguridad con el aumento que hay en el terrorismo internacional y el yihadismo radical. Que se use Canarias como un portaaviones de agresión para países africanos con determinados intereses, que no creo que sean los de la población, pone en riesgo nuestra seguridad y nos sitúa en la diana. Debemos mantener la neutralidad y que Canarias se perfile internacionalmente como un territorio de paz, una zona segura, y que incluso no se use el territorio para determinadas maniobras que tienen un coste ambiental y social en la población muy grande. Eso nos pone en la diana del terrorismo internacional y no tenemos ninguna necesidad.

Habla de crear empleo público en educación, sanidad, dar una garantía habitacional a las mujeres para luchar contra la violencia de género... ¿Pero de dónde se va a sacar todo ese dinero?
Tasamos el coste de todas esas medidas en 96.000 millones de euros, que vendrán una parte de pagar el déficit de forma más paulatina, de combatir la corrupción y el fraude fiscal y de a reforma del IRPF para que paguen un poquito más los que están más arriba, que seguro que van a llegar a fin de mes.

En todo caso, supongo que será progresivo porque en lo que aplican esas medidas no se puede hacer frente a la demanda...
Claro. Hay unas que son más urgentes que otras, como todos los hogares que no tienen ingresos, y hay otras que se pueden hacer de forma paulatina. No somos políticos profesionales. No venimos a prometer que voten a Podemos y en febrero va a haber guarderías por todo el país. No, no, gobernar es complicado, pero hemos demostrado nuestra eficacia y seriedad allí donde gobernamos, como Madrid y Barcelona.

¿Y cuál es la principal necesidad que se quiera atajar antes en Canarias?
El empleo y la política de renta. La derogación de la reforma laboral debe ser una de las primeras medidas porque es el drama que más sacude a las Islas. Tenemos el triste récord de ser más los jóvenes que están en paro que los que están trabajando. Hay que generar empleo, pero no va a ser magia. No es cuestión de que en dos meses se generen millones de empleo y que vaya a ser todo un mundo de fantasía. No, no, evidentemente no prometemos eso a la población porque la estaríamos engañando.

Según las encuestas, para desbancar al PP tendrían que pactar Podemos, Ciudadanos y PSOE. ¿Lo ve viable y lo apoyaría?
Los periódicos y las encuestas dicen muchas cosas. Para nosotros el programa es un contrato con la ciudadanía. El que lo cumpla, nos pondremos con ellos de acuerdo, no hay ningún problema, por ejemplo con Ciudadanos. Todo parece indicar que nos podemos poner de acuerdo en regeneración democrática, cambiar la ley electoral y combatir la corrupción. Tiene pinta por lo que llevan que nos podemos poner de acuerdo. ¿Que nos podemos poner de acuerdo con el PSOE en derechos civiles y demás? Pues nos pondremos de acuerdo. Con el PP tiene pinta de que no nos vamos a poner de acuerdo en casi nada. Nuestra línea roja es el programa.

¿Pero apoyaría un pacto Ciudadanos-PSOE-Podemos?
En principio voy a tirar de fondo de armario, que es lo que te va a decir todo el mundo. Nosotros salimos a ganar y, aunque las encuestas digan que no, la calle dice otra cosa.

Ha sido detenido por su activismo y sus críticos le tachan de radical. ¿Qué opina?
No es algo que tenga que esconder. Tendría que hacerlo si hubiera estado preso por corrupción o hubiera robado dinero público... Siempre que he sufrido detenciones ha sido por luchar por mis derechos y los de todos, de compañeros, de los trabajadores. Lo sabe todo el mundo que haya luchado en este país; si te has enfrentado a las terroríficas medidas del Gobierno pues te has chocado de bruces con su maquinaria represiva. Tenemos la Ley Mordaza y antes de eso este país se caracterizó por manifestaciones que siempre acaban con heridos y detenidos, desahucios en los que se pegaban a ancianos, a menores... Barbaridades de todo tipo con el uso de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para frenar las ansias de cambio de la población. Fui uno de los pobres diablos que tuvo la mala suerte de que me cogieran, me pegaran y me detuvieran sin ningún motivo, porque así mismo lo demostró el poder judicial. Salí absuelto, pero la paliza me la llevé.

¿Y qué opina de las críticas por su imagen, por no tener el perfil del tradicional político?
Hay una parte de la sociedad que está anclada, anquilosada, en el pasado. Si lo que tienen para criticarnos es nuestra imagen, será porque tal vez nuestras medidas son difícilmente criticables y, por eso, se tienen que agarrar a la forma de vestir del candidato, al peinado, nos tienen que acusar de lo de Venezuela, que nos financia Irán o Corea del Norte, que le vamos a quitar la casa a la gente... Quizá, nuestro programa es tan realista y realizable que nos tienen que atacar por ahí. Yo a estas alturas de la campaña me lo tomo incluso hasta con humor.

El presidente de la Cámara de Comercio de Santa Cruz dijo: "Que dios nos libre" si gobierna un partido como Podemos. Además, dijo que la gente tiene "cordura" como para votar al PP. ¿Qué opina?
Una persona con la posición que ocupa, por higiene democrática, debería abstenerse de hacer esas declaraciones porque estamos seguros, porque hay pymes en Podemos, de que no representa el sentir generalizado de las Islas. Se salió del tiesto y no debería hacer esas opiniones como presidente de la patronal. Por otro lado, dios nos libre si gobiernan los mismos. No sé en qué país vive este señor, pero hasta ahora a la mayoría social de Canarias no nos ha ido muy bien, así que que dios nos libre de que gobiernen los mismos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine