Carolina Darias, a favor de que Santa Cruz deje de ser la única sede del Parlamento

La presidenta de la Cámara regional está dispuesta a impulsar las delegaciones insulares

31.08.2015 | 03:21

La presidenta del Parlamento, Carolina Darias, se ha mostrado a favor de la apertura de una sede de este organismo regional en cada una de las Islas, empezando por Gran Canaria, donde el Cabildo ya ha comenzado los trámites para otorgar un edificio a los parlamentarios. Con ello, Santa Cruz dejaría de tener la sede única, tal como se acordó en el Estatuto de Autonomía. El Cabildo de Gran Canaria incluso está buscando unas dependencias más amplias y "dignas" que la actual sede, ubicada junto a la Casa Palacio y ni siquiera utilizada en los últimos años por los diputados.

Esta es la respuesta de la Cámara regional a la propuesta que lanzó hace unas semanas la portavoz de Podemos en el Parlamento, Noemí Santana, quien demandó que se crearan sedes oficiales de esta institución en todas las Islas, para que los diputados pudieran recoger las demandas de los ciudadanos y reunirse con grupos y movimientos sociales. La idea de relanzar la oficina parlamentaria puede tener los primeros resultados esta misma semana. Carolina Darias, nueva presidenta de la Cámara autonómica, tiene previsto visitar el Cabildo de Gran Canaria el viernes y tendrá oportunidad de hablar con el presidente, Antonio Morales, en los días posteriores, durante los actos de las Fiestas del Pino.

"En julio visité todas las instalaciones y organismos del Parlamento y en septiembre acudiré a los cabildos empezando por el de Gran Canaria. Entre las cuestiones que me gustaría plantear al presidente Morales es ver cómo podemos impulsar la oficina parlamentaria en Gran Canaria", adelantó Darias.

Gran Canaria fue la primera isla en abrir una oficina parlamentaria desafiando al Estatuto de Autonomía de Canarias que certifica que la sede del Parlamento regional debe ubicarse en Santa Cruz de Tenerife y que no incluye la posibilidad de que puedan abrirse oficinas en el resto de las islas.

Sin embargo, el Cabildo de Gran Canaria abrió una sede parlamentaria en el año 2007, por iniciativa del entonces presidente, el socialista José Miguel Pérez. Ante las quejas de ciudadanos y de algunos partidos políticos, que alegaban que cualquier gestión ante la Cámara autonómica obligaba a desplazarse a Santa Cruz de Tenerife, la Corporación insular reformó la casona, hasta entonces utilizada por un colegio de idiomas.

Sin embargo, solo los diputados regionales de Nueva Canarias (NC) la utilizan regularmente. El PSOE montó su oficina en 2008 y celebró allí algunas reuniones del grupo y ruedas de prensa, pero acabó trasladándose a la sede del partido.

Coalición Canaria, en la legislatura de 2007-2011, también convocó allí algunos encuentros con los medios de comunicación, pero no existe constancia de actividad alguna en los últimos cuatro años.

Los nacionalistas de otras islas, sobre todo los de Tenerife, aplaudieron a regañadientes la idea de José Miguel Pérez, ya que la apertura de esta sede rompe con el equilibrio institucional al que se llegó con la firma del Estatuto de Autonomía de Canarias, en el que se establece que la sede del Parlamento autonómico debe estar únicamente en Santa Cruz de Tenerife y en el que no se contemplan delegaciones en el resto de las Islas.

Lo cierto es que el presidente del Parlamento en los últimos ocho años, Antonio Castro Cordobez, nunca visitó las instalaciones ni ofreció apoyo económico. Ningún representante de CC ni del PP acudió a la inauguración el 27 de diciembre de 2007.

Es más, el PP tachó de "ilegal" la apertura. La oficina cayó en el olvido en el mandato de José Miguel Bravo de Laguna y el deterioro de las instalaciones se nota desde la calle. No hay personal del Cabildo o del Parlamento que atienda la oficina o informe a los posibles visitantes, por lo que los representantes de NC tienen que adaptar su horario a la entrada y salida de los trabajadores de los Servicios Jurídicos de la Corporación insular.

Román Rodríguez, actual portavoz de NC, considera que la casona de Bravo Murillo ya no reúne condiciones. "Lo ideal sería buscar otras instalaciones del Cabildo, un sitio alternativo y un poco más digno", afirmó. "Nosotros hemos usado la oficina de forma ininterrumpida desde que se abrió y estamos intentando que se mejore. PP y PSOE se quedaron con los mejores despachos, pero no han aparecido por allí en los últimos años", explicó Rodríguez, quien resaltó que el Cabildo abrió la oficina sin que esa fuese una responsabilidad suya y "sin ningún apoyo" del Parlamento ni del Gobierno regional de esa etapa, la del pacto CC-PP

El líder de Nueva Canarias se mostró también a favor de que el Parlamento se haga cargo de poner estas instalaciones en cada una de las islas. Rodríguez apuntó además que esa oficina "es más necesaria en esta etapa porque el Gobierno de Canarias no representa a 11 de los 15 diputados de esta Isla".

"Sin estar obligado a ello, el Cabildo cedió el edificio y pone el agua, la luz y equipos informáticos, pero no hay personal del Parlamento y Antonio Castro nunca visitó esta oficina, que debe ser un espacio institucional porque los ciudadanos son reacios a acudir a las sedes de los partidos políticos", recalcó Rodríguez.

El Cabildo de Fuerteventura, a través del diputado majorero Mario Cabrera, también ha pedido la creación de una sede del Parlamento en esa Isla. Cabrera incluso planteó que esa oficina sea atendida por el personal que le corresponde a él como miembro de la Mesa, pero su propuesta se rechazó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine