Santa Cruz es la sexta provincia con menor inversión estatal por habitante

Los ciudadanos de las cuatro islas occidentales recibirán el próximo año 91 euros menos que le media nacional

07.08.2015 | 09:16
Santa Cruz es la sexta provincia con menor inversión estatal por habitante

Canarias es la comunidad autonoma con peor inversión por habitantes, según los Presupuestos Generales del Estado presentados recientemente por el Ministerio de Hacienda. Santa Cruz de Tenerife está entre las provincias en las que la inversión por cada ciudadano es menor. Según lo que se establece el capítulo VI de los presupuestos estatales el Archipiélago ocupa el último lugar en esta tabla con 123 euros por habitante frente a los 238 de media nacional. Sin embargo, la provincia, aunque también baja posiciones en la tabla y pasa del décimo peor puesto en 2015 al sexto por la cola en 2016, gana un 1,5% respecto a lo que sus habitantes percibían en los presupuestos en vigor.

En concreto, Santa Cruz de Tenerife tiene asignada una inversión estatal directa de 145,3 millones, lo que supone que a cada uno de sus habitantes le corresponden 144,6 euros, casi cuatro euros más que en 2015. Queda sin embargo aún 91,6 euros por debajo de la media estatal. Este dato refleja claramente que en el marco de un reparto presupuestario que mantiene a Canarias a la cola de la inversión por habitante del conjunto de las comunidades autónomas. Estos datos se corresponden con el reparto de los recursos estatales en las Islas que queda reflejado en el cuadro de inversiones reales de los organismos públicos en los presupuestos de 2016.

Así, frente a los 15,3 millones de euros en que superan las inversiones en los aeropuertos de Las Palmas respecto a los de Santa Cruz de Tenerife, la diferencia a favor de la provincia occidental en el caso de las inversiones portuarias asciende a alrededor de 49 millones de euros.

Esta diferencia estriba en el hecho de que la in versión en el puerto de Granadilla acapara más del 46% del total de la inversión estatal en los puertos del Archipiélago, algo que ha sido calificado como un "desprecio" al puerto de La Luz por el presidente de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, Luis Ibarra.

En el conjunto de las actuaciones de los organismos inversores, la diferencia a favor de la provincia occidental es de 34,3 millones, desde los 101,1 millones de euros que suman las operaciones en Las Palmas, a los 135,4 que suman las realizadas en Santa Cruz de Tenerife.

Entre ambas provincias canarias sólo se sitúa en esta ocasión Barcelona, con 121,7 euros de inversión por habitante, aunque en su caso incrementándose la ratio en un 28% como consecuencia de la importante subida de fondos que los presupuestos del 2016 registran para Cataluña hasta alcanzar los 1.180 millones y más del 10% que en 2015.

La provincia Las Palmas se sitúa incluso por debajo de la tasa regional en ese parámetro. En este caso, Las Palmas no solo se mantiene en el furgón de cola, en el puesto 49 de un total de 52 provincias, sino que además pierde dos puestos respecto a las cuentas estatales aprobadas el año pasado. Si este año es la sexta con peor financiación, el próximo será la cuarta, sólo por encima de Córdoba, Girona y Toledo.

En concreto, la inversión del sector público estatal en la provincia oriental del Archipiélago canario asciende a 114 millones, lo que supone una media por habitante de 103,7 euros. De esta forma, cada vecino de las tres islas orientales pierde un 3% respecto al presupuesto en vigor, en el que le correspondían 106,5 euros.

La media provincial en todo el Estado es de 236,2 euros por habitante (238 si se le suman las inversiones territorializadas pero no asignadas a ninguna provincia concreta), por lo que la diferencia negativa asciende a 132,5. Las tres únicas provincias con peor inversión per cápita que Las Palmas reciben 128,4 euros en el caso de Toledo, 88,2 en el de Girona, y 75,6 en el de Córdoba.

Otras provincias

Junto a la capital catalana, otras dos provincias ricas del arco mediterráneo, como son Valencia y Baleares, que estaban pero financiadas en 2015 han superado en las cuentas del próximo año la inversión por habitante del Archipiélago.

En el polo opuesto de este grupo de provincias en cuanto a financiación por habitante se sitúan algunas de las que percibirán una parte importante de las inversiones en los grandes proyectos de la Alta Velocidad y de los planes de carreteras estatales. Es el caso de Ourense, Zamora, Palencia, Cuenca, Soria, Burgos y León. La mayoría de esta provincias se ven beneficiadas sobre todo por recibir buena parte de la inversión destinada a las obras del AVE hacia el noroeste de la Península. No en vano, Castilla y León y Galicia son las dos regiones con mayor inversión del sector público estatal para el próximo año, como ya lo fueron en los presupuestos de 2015 por la misma razón.
En Ourense, la inversión prevista en 2016 es de 782,8 euros y su reparto por habitante alcanza los 2.429 euros, un 21,7 superior al año en curso. Cada orensano percibirá por tanto 2.325 más de inversión que cada ciudadano de Canarias. En Zamora, los fondos alcanzan los 325 millones y la inversión por habitante los 1.752 euros, mientras que Palencia percibe 182,2 millones y una inversión per cápita de 1.087 euros.

Zamoranos y palentinos superarán a los residentes en las Islas en 1.649 y 984 euros respectivamente. Las posiciones que ocupan las dos provincias canarias en el ranking de inversión directa por parte del Estado, es decir, del capítulo VI de los presupuestos del próximo año, parecen confirmar el déficit que se ha venido produciendo en este terreno en los últimos años. Si bien cabe recordar que Canarias recibe más fondos estatales por vía de transferencias de capital para financiar los convenios de infraestructuras firmados entre ambas administraciones, algo que sin embargo se han visto recortados en los últimos años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine