La Fiscalía investiga por prevaricación a exdirectivos de la Federación de Pelota

El Ministerio Público imputa a tres responsables de la FCP entre 2012 y 2014 por irregularidades y no justificar reintegros de efectivo dejando deudas de 9.000 euros

14.07.2015 | 02:20

La Fiscalía Provincial de Santa Cruz de Tenerife ha llamado a declarar en calidad de imputados a tres exdirectivos de la Federación Canaria de Pelota (FCP) como presuntos autores de un delito de prevaricación administrativa después de estudiar un demoledor informe realizado por un despacho de auditores externos que analizó las cuentas de la FCP durante los últimos tres ejercicios, aunque los directivos que deben declarar han estado al frente de la citada entidad deportiva al menos los ocho años anteriores. Los investigados son Francisco Mateo Castro, anterior presidente de la FCP, Santiago J. L. P., anterior vicepresidente, y Carmelo M. C., anterior secretario de la entidad.

La imputación de la Fiscalía provincial, que está fechada el pasado 19 de junio y a la que ha tenido acceso la opinión de tenerife, obedece a un informe presentado por Abel Román Hamid, quien fue elegido a mediados del pasado año presidente de la citada FCP. Nada más acceder a la dirección de esta federación deportiva, los nuevos gestores encabezados por Abel Román Hamid encargaron una auditoría externa y dos estudios jurídicos para comprobar el estado de las cuentas de la FCP y el resultado de dicha investigación contable acabó en octubre de 2014 en manos de la Fiscalía. Con dicha querella, en la que se aportaron varios informes jurídicos además de la investigación contable correspondientes al periodo entre 2012 y 2014, ambos inclusives, la Fiscalía ha observado presuntos indicios de prevaricación administrativa de la que serían responsables los tres exdirectivos antes citados.

De las diligencias preliminares de investigación ordenadas por la Fiscalía ha resultado que entre los años 2012 y 2014, por parte de Francisco Mateo Castro, Santiago J. L. P. y Carmelo M. C. como responsables de la FCP, "de forma continuada y siendo perfectamente conscientes de que su actuación era contraría al ordenamiento jurídico, llevaron a cabo una serie de irregularidades contables tales como la inexistencia del libro de actas o una contabilidad manual en la que se hacían constar asientos incorrectos con diferencias significativas en el volumen de pagos y cobros", señala el Ministerio Público.

En este escrito, la Fiscalía añade que "de todo ello resulta especialmente significativo que en las cuentas anuales presentadas en el mes de julio de 2014, los denunciados dan un beneficio acumulado en los últimos cinco años de 10.806,43 euros, excedente que no figura en el balance de 31 de diciembre de 2013 en el que consta un saldo negativo de 2.867,23 euros", detalla.

Desfase contable
Asimismo, incide en que "no se ha acreditado la documentación relativa a pagos en efectivo, talones, tarjetas (...) y existen retiradas de dinero sin que se pueda justificar que tales cantidades han sido destinadas para el pago de cantidades debidas por la FCO, existiendo un pasivo de 9.000 euros no justificado documentalmente".

Llevar las cuentas de la FCP a una consultoría externa para que se realizara la correspondiente auditoría le valió a Abel Román Hamid y su junta directiva al intento de "revocación" por parte de la asamblea de compromisarios, aunque en vista de estas "presiones" de los asamblearios, Hamid decidió dimitir.

La Fiscalía, además de llamar a declarar en calidad de imputados a Francisco Mateo Castro, Santiago J. L. P. y Carmelo M. C., también está interesada en que comparezcan en calidad de testigos a los miembros de la FCP que hoy por hoy ocupen cargos directivos o bien a los miembros de la comisión gestora temporal constituida hasta el proceso electoral, para lo cual ha dado cuenta a la Dirección General de Deportes del Gobierno de Canarias para que los identifique y remita el oficio de comparecencia. Quienes tengan que hacerlo deberán aportar la información contable de la que dispongan de la entidad en relación con los hechos denunciados: cuentas de resultados, memorias contables, balances y libros contables, entre otros documentos.

Además, el Ministerio Público ha requerido al Registro Mercantil para que remita la información contable de la que disponga relativa a la Federación Canaria de Pelota en el periodo denunciado. Una vez que se haya obtenido la documentación requerida, la Fiscalía solicitará que se realice una auditoría contable a través de un perito fiscal designado por los tribunales.

Según el informe de la auditoría externa, la FCP no dispone de un libro de actas de la asamblea ni de reuniones de su Junta actualizados. La FCP tampoco dispone de una contabilidad informatizada en la que se registren todas las operaciones y transacciones, aunque dispone de un "registro auxiliar" constituido por un libro manual de cuentas en el que se registran algunas transacciones, pero no todas. Se rellena a modo de diario con movimientos de cobros y pagos, pero sin estar completos ni cuadrados con los extractos de las entidades financieras con las que opera la FCP.

En los ejercicios 2012, 2013 y primer semestre de 2014 "existe un desfase entre las diversas transferencias, pagos y reintegros en efectivo, talones o tarjetas que figuran tanto en el libro manual como en los extractos bancarios en relación con su justificación existiendo una diferencia de 9.000 euros de pagos no justificados", según el informe.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine