Portada PDF
DIA DE CANARIAS

Papas arrugadas desde Houston hasta Australia

La situación económica en el Archipiélago ha llevado a 33.410 isleños a marcharse al extranjero en los últimos cuatro años

 12:43  
´Pachi´ y familia Francisco Rodríguez, Pachi, se embarcó hace 12 años en una aventura lejos del Archipiélago.
´Pachi´ y familia Francisco Rodríguez, Pachi, se embarcó hace 12 años en una aventura lejos del Archipiélago. la opinión

A principios del siglo pasado, miles de canarios llenaron sus maletas y emigraron en busca de un porvenir imposible en las Islas. Hoy, las nuevas generaciones repiten su hazaña. En los últimos cuatro años, un total de 33.410 canarios han abandonado el Archipiélago. Este 30 de mayo, 128.267 isleños vivirán el Día de Canarias lejos de casa, con nostalgia y cierta preocupación.

HARIDIAN MEDEROS
SANTA CRUZ DE TENERIFE
Casi 30 canarios dejaron diariamente las Islas durante el pasado año. Muchas son las razones que esgrimen, entre ellas que el Ar chipiélago vive un escenario de extrema gravedad social y laboral, afectada por un desempleo que roza el 32% y supera las 340.000 personas. El 15,5% de los hogares canarios tiene a todos sus miembros sin empleo. El paro juvenil es del 51%, los trabajadores canarios están a la cola de España en cuanto a salarios y existe una tasa de temporalidad superior al 30% de los contratos.

Añoran este pedacito del Atlántico al que llaman paraíso y echan de menos a sus familias. La crisis o la curiosidad, o ambas, forzó a emigrar a los 17 isleños que recoge este reportaje. Un día decidieron sacrificarse y marchar, dejando todo atrás para ver algo de luz al final del túnel y crecer profesionalmente. Con motivo de la festividad de la comunidad autónoma, hoy, 30 de mayo, la mayoría coincide en que telefoneará a sus familiares, prepararán papas arrugas con mojo picón y disfrutarán de otros productos típicos de la tierra, que compartirán con sus compañeros de trabajo o amigos en el nuevo destino de su tra yectoria vital.

En la actualidad, 128.267 canarios viven en el exterior, según los últimos datos a 1 de enero de 2012 del Padrón de Españoles Residentes en el Extranjero del Instituto Nacional de Estadística (INE), lo que supone 10.756 más que en 2011 (117.511). No obstante, la emigración de isleños ha crecido un 23,2% respecto a 2010 €año en el que había 104.037 paisanos fuera€, y nada menos que un 35,2% de aumento si se compara con los 94.857 canarios que vivían en otros países en el año 2009.

En la distancia, los testimonios recogidos ven con "inquietud" y "morriña" a Canarias, inmersa en un futuro incierto. Muchos de ellos no saben si volverán algún día, dado el escenario económico imperante, pero animan a los jóvenes a formarse, estudiar idiomas y no tirar la toalla.
Reconocen que las expectativas laborales son escasas en esta comunidad autónoma, a pesar de su enorme potencial en los sectores primario, industrial y tecnológico, entre otros.

Pero, sin duda, el "oro de Canarias es el turismo, por lo que hay que cuidarlo y mimarlo", sostiene Norberto Rodríguez, natural de Santa Lucía de Tirajana y de 31 años. Este instructor de submarinismo y gestor de Turismo reside desde diciembre de 2005 en la isla de Bali, en Indonesia. Emprendió su aventura para aprender inglés y trabajar en lo que le gusta. Consiguió su deseo.

En el país asiático montó su empresa www.venaindonesia.com. Tiene casa, mujer, hija y "hasta un perro". "Indonesia es mi nuevo hogar, pero una vez al año necesito cargar mis baterías visitando las Islas", reconoce, mientras asegura que vive en un lugar en "constante crisis", donde "la gente se ha adaptado y vive maravillosamente feliz con lo que tiene". En cambio, lo que más le desagrada es la "gran corrupción que hay" en Indonesia. Por otro lado, anima a los canarios a "luchar por lo que quieren, y no ser unos gandules pensando que otro lo hará; hay que tener iniciativas en la vida".

Precisamente, la capacidad de los profesionales americanos para generar negocios es también lo que más le llama la atención al galdense Aday Magec Mederos, que con 30 años ejerce como gerente tecnológico de Gestamp Wind, empresa inversora en energía eólica en Estados Unidos, donde hay 4.025 ciudadanos de las Islas. Desde su residencia en Houston (Texas) elogia el espíritu emprendedor que existe en Norteamérica, aunque precisa que esta virtud también tiene su defecto, pues es "un país donde el coste de la vida es alto y muchas personas deben tener dos trabajos para mantener a su familia".

Al entender de este ingeniero superior y técnico en Electrónica y Telecomunicaciones, Canarias tiene que aumentar las políticas de atracción de capital foráneo, al tiempo que debe impulsar la internacionalización de empresas, y fortalecer un modelo económico di ferente al tradicional. "No podemos vendernos como atractivo turístico mundial y ser una de las regiones europeas con más paro", protesta.

Incide en que Canarias debe aumentar el número de empresas de base tecnológica y recordó que las Islas poseen una "localización geográfica única para potenciar definitivamente las energías renovables". "Necesitamos trabajar con el Estado para evitar que políticas nacionales impacten negativamente a nuestro mix de energía", avisa, mientras anima a los residentes en las Islas a "arriesgarse".

"Salir del país es una opción demasiado tentadora hoy día", coincide Daniel Álvarez, que habla desde Sydney, Australia, donde habita desde hace cinco años. Este ingeniero industrial trabaja en este punto de Oceanía en una compañía de infraestructuras de transporte, Tansurban , semejante a las Abertis o Cintra / Ferrovial españolas. Desde hace dos meses es gerente financiero para la misma compañía en EEUU. A su juicio, Canarias es "el lugar ideal para vivir y disfrutar de la vida", pero "desafortunadamente para formarse profesionalmente y alcanzar metas personales", en su opinión, "la economía y la política de nuestras Islas no son las más esperanzadoras". "Los idiomas son tu cartilla del seguro", alienta a los habitantes de las Islas. Cree que el principal potencial de esta región es "dar salida a todo el talento que hay, que volverá algún día y contribuirá a su crecimiento económico".

"Pena" es lo que siente Yéssica Jiménez, de 30 años, por la situación en Canarias, que ve desde Roscommon, en la República de Irlanda, donde es profesora. Da clases de español en un instituto. La idea de regresar a las Islas "queda bastante lejos", confiesa, "por las pocas salidas profesionales para desarrollarse en España en el campo de la docencia".

La subida del índice de parados en Canarias es "poco alentadora" para quienes buscan una oportunidad o trabajar para mantener a sus familias. Si bien, recuerda que Irlanda, donde viven 168 canarios, fue el primer país que pidió un rescate a la Unión Europea y al Fondo Monetario Internacional. Anima a la juventud canaria a tener "una buena formación", algo que "no pasa por la universidad, pues la sociedad también necesita otros profesionales que sean buenos en sus trabajos, tales como carpinteros o electricistas".

Con 23 años, Lys Lorenzo, estudiante de Derecho, cursa una beca Erasmus en Ferrara, Italia, un país también sumido en crisis y que acoge a 574 isleños. Considera que Canarias debe copiar de esta nación el mantenimiento del patrimonio histórico y fomentar la cultura. El Día de Canarias quiere comer sancocho.

El periodista grancanario José Jiménez, 38 años, lleva seis meses viajando por Sudamérica. Ahora está en Perú. A su juicio, "Canarias podría ser un referente en materia de investigación marina y ser un polo de industria biotecnológica importante". Sin embargo "no termina de arrancar por culpa de un modelo económico y social que no funciona", lamenta.

Jiménez está convencido de que "la crisis es una estrategia para acabar con el Estado del Bienestar, el neoliberalismo es un genocidio social". Desde su blog en Internet Camino a Ítaca, relata sus experiencias por América del Sur y llama a los isleños a "no perder la esperanza".

Dar a conocer la gastronomía canaria a los australianos es el objetivo de Francisco Javier Rodríguez, Pachi, de 34 años y oriundo de Las Palmas. Hace 12 años emigró al país oceánico y no cree que vuelva a las Islas para instalarse definitivamente porque allí convive con su mujer y sus dos hijos. Además, ha instalado un restaurante español y ha creado Encasa Deli, una tienda que vende alimentos españoles. Quiere ofertar también productos canarios, como mojo, vino o ron. De hecho, en su nuevo negocio ofrece bocadillos, uno de ellos llamado "El Canario", compuesto de "pata de cerdo, queso tierno y un poco de mojo", apunta Pachi, que vende cada bocadillo, de 30 centímetros de longitud, por 10 dólares australianos, es decir unos ocho euros.

En este sentido, animó a los comercios canarios a exportar los productos típicos de las Islas, que son "únicos en el mundo". Está deseando que llegue el Día de Canarias, festividad que aprovechan muchos de los paisanos para reunirse (hay 525 canarios en Australia), organizar un asadero, ponerse la camisa de la UD Las Palmas y beber "un par de rones Arehucas", botellas que tiene guardadas en una caja fuerte.

  HEMEROTECA
  LA SELECCIÓN DE LOS LECTORES
 LO ÚLTIMO
 LO MÁS LEÍDO
 LO MÁS VOTADO

Suplementos

 
 
  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  LA OPINIÓN |  LOCALIZACIÓN     PUBLICIDAD:  TARIFAS |  CONTRATAR  
laopinion.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de laopinion.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 

  

Aviso legal
 
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca | El Diari  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya