Las agricultoras y ganaderas reivindican un mayor reconocimiento a su trabajo

El Cabildo presenta el estudio "Así hablan ellas", dedicado a las mujeres profesionales del campo

27.01.2016 | 19:01
Las agricultoras y ganaderas reivindican un mayor reconocimiento a su trabajo

Las agricultoras y ganaderas de Tenerife reclaman una mayor visibilidad y reconocimiento a su trabajo. Así lo han puesto de manifiesto en el estudio "Así hablan ellas", una investigación realizada por el Cabildo sobre las condiciones y la posición de las mujeres agricultoras y ganaderas de Tenerife presentada este miércoles 27 de enero en el Palacio Insular.

Se trata de un estudio desarrollado por el Servicio Técnico de Agricultura y Desarrollo Rural que se enmarca en el proyecto Mujeres rurales de Tenerife, puesto en marcha por el Cabildo en 2010 con el objetivo de incorporar la perspectiva de género y el principio de igualdad en el diseño de las políticas insulares de desarrollo rural.

El consejero insular de Agricultura, Ganadería y Pesca, Jesús Morales, afirmó que hay una doble invisibilidad en este ámbito, el de ser mujeres y el de trabajar en el sector primario, donde se calcula que hay un 30 por ciento de agricultoras y ganaderas. Para Morales "es necesario poner en valor a las mujeres del mundo rural, que se han convertido en las guardianas de la biodiversidad".

Por su parte, la consejera de Igualdad, Estefanía Castro, incidió en la importancia de que todas las áreas del Cabildo trabajen conjuntamente para impulsar políticas de igualdad y valoró el estudio en cuanto que las protagonistas son mujeres que se convierten en "portavoces" de su situación.

"Así hablan ellas" es una nueva aportación al estudio elaborado por el Cabildo en su día sobre la situación de las mujeres rurales de Tenerife ya que en esta ocasión se centra exclusivamente en la percepción que tienen las mujeres agricultoras y ganaderas profesionales de su propia realidad, es decir, de aspectos como su identidad, condiciones laborales, motivación para continuar en el sector y las dificultades a las que se enfrentan para poder conciliar la vida laboral y la familiar, entre otras cuestiones.

La investigación, en la que han participado medio centenar de mujeres, comenzó en octubre de 2014 dentro del sexto encuentro insular de agricultoras y ganaderas. Se realizaron 30 entrevistas en profundidad a mujeres profesionales con distintas orientaciones productivas sobre asuntos relacionados con la conciencia de género y la existencia de posibles desigualdades y discriminación sexista en el sector agrario, su percepción sobre su actividad, tendencias y oportunidades futuras y la utilización de las prestaciones y recursos públicos, sobre todos los que ofrece el Cabildo.

"Todo ello implica que se ha empezado a incorporar la perspectiva de género en el sector para hacer visible el papel de las mujeres agricultoras y ganaderas", matizó la técnico insular Estefanía Daswani, coordinadora del estudio.

Por su parte, la directora técnica, Patricia G. Ojeda, señaló que la sensación común de las entrevistadas es que hay muchas mujeres en el sector pero que son "muy poco visibles". La experta se refirió también a que a pesar de que en estas mujeres existe una escasa conciencia de las dificultades inherentes a la condición femenina, "su discurso está plagado paradójicamente de ejemplos de desigualdad sexista".

Por otro lado, y aunque muchas no consideran imprescindible hacer cursos de formación o actividades exclusivas para mujeres, sí se muestran proclives a usar la innovación tecnológica que facilite las tareas pero con el matiz de que son los varones quienes exigen usar la maquinaria agrícola. "Les falta asertividad y les obra vergüenza", indicó Ojeda, quien explicó que las entrevistadas lamentan los estereotipos de que las mujeres del campo son "brutas e incultas" cuando la realidad es que se muestran orgullosas de su pertenencia al sector.

Las mujeres agricultoras y ganaderas de Tenerife valoran la importancia de que unas mujeres sirvan de modelo y sean líderes para otras y las ventajas personales y profesionales que supone que puedan conocerse entre sí y crear sinergias.

El estudio muestra también la escasa presencia de estas profesionales del sector primario en entidades asociativas, principalmente como consecuencia de la falta de tiempo y la dificultad de conciliación de la vida personal y laboral. A esta circunstancia se suma el hecho de que, ya sea por tradición o por propia vergüenza y sensación de incapacidad personal, muchas de estas mujeres aceptan estar en un segundo plano.

El estudio recomienda varias líneas de trabajo a seguir orientadas a potenciar la autoconciencia de las mujeres para que ocupen el espacio que les corresponde así como dotarlas de habilidades para que puedan desenvolverse bien en su medio. También es necesario, según la investigación, favorecer su reconocimiento social mediante la creación de espacios en los que puedan intercambiar experiencias.
El estudio completo "Así hablan ellas. Agricultoras y Ganaderas de Tenerife" y la síntesis del mismo están disponibles en www.agrocabildo.org

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine