Blog 
MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA
RSS - Blog de Marc Llorente

El autor

Blog MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA  - Marc Llorente

Marc Llorente

Probablemente me conocerán a través de la crítica de espectáculos de INFORMACIÓN. Pero uno también le da al periodismo de opinión y a otros géneros.

Sobre este blog de Cultura

La actualidad social y política, la cultura y la creatividad literaria componen un "ménage à trois" perfecto. El realismo, el surrealismo, el absurdo lógico, la acidez o la ternura pueden darse la mano con unas rápidas pinceladas que expondremos para ustedes.


Archivo

  • 05
    Septiembre
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    ¿Depre postvacacional?

    Ha disminuido el síndrome postvacacional. O sea, que volver al trabajo deprime menos. Eso sí, el egocentrismo de Ronaldo en su vuelta al césped está triste pero con diez millones de euros anuales libres de impuestos. ¿Hay menor irritabilidad, más apetito y concentración pese al contexto social en el que se vive? ¿Se reducen la ansiedad y el pasotismo?... Esos síntomas de la patología provocada por el fin de los días vacacionales.                        

    De manera que vuelvan ustedes a la rutina sonriendo. Vuelvan a su centro de trabajo, si aún lo conservan, y no experimenten esa típica incapacidad de adaptación después de estas jornadas de asueto. Abandonen los malestares psicológicos, si alguien los tiene, y dejen esa onda sensación de vacío o de estar atrapados que produce molestias físicas.         

    Si no han perdido su empleo, vuelvan a trabajar dando saltos de alegría, con hambre, ganas y motiivación. Siéntanse personas con suerte. Hayan estado en un lugar u otro o aunque no hayan estado en ningún lugar, regresen satisfechos y con entrega a la monotonía diaria. No se dejen atacar por las garras del famoso síndrome, que, como ya hemos dicho, disminuye porque el personal que todavía trabaja en cualquier cosa y cobrando lo que sea -suponiendo que cobre- se siente afortunado en estos tiempos críticos. 

    Si algunos de ustedes son componentes del numeroso equipo nacional del paro, nada de malestares. Imaginen que estuvieron en Italia comiendo espaguetis, o en Francia viendo la torre Infiel, donde se dan cita los amantes casados de París. Imaginar funciona. Ni nerviosismo ni indiferencias. No permitan que se les suba al coco la depresión.

    Busquen una tarea bien remunerada si no la tienen... Y celebremos el festival regresivo y de recortes, por la gracia de Dios, con gaseosa sin burbujas. A festejar la notable subida del IVA y a aplaudir a nuestros estimables caudillos. No olviden su abnegación. Liquidan todo y nos despluman para sacarnos de la crisis. ¡Benditos sean!  

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook