Blog 
MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA
RSS - Blog de Marc Llorente

El autor

Blog MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA  - Marc Llorente

Marc Llorente

Probablemente me conocerán a través de la crítica de espectáculos de INFORMACIÓN. Pero uno también le da al periodismo de opinión y a otros géneros.

Sobre este blog de Cultura

La actualidad social y política, la cultura y la creatividad literaria componen un "ménage à trois" perfecto. El realismo, el surrealismo, el absurdo lógico, la acidez o la ternura pueden darse la mano con unas rápidas pinceladas que expondremos para ustedes.


Archivo

  • 13
    Septiembre
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Batalla con olor a pólvora

    Estaba yo tan campante en mi castillo cristiano cuando alguien tocó el timbre. Era un señor, me dijo, de las huestes musulmanas que pretendía hacerse dueño de la fortaleza. Le dije que ésta era mi casa y que, como mucho, podía invitarle a merendar en el salón, al lado de la chimenea. Él insistió en que me marchara y yo insistí en no irme. Abono todos los meses la hipoteca del castillo a una entidad bancaria y no era cuestión de huir como si fuera un desahucio por falta de pago. El sujeto de la media luna se enfadó conmigo declarándome la guerra entre moros y cristianos. Organizamos una batalla a base de arcabucería, con olor a pólvora, y tuvimos que pelearnos.

    El hombre moro obtuvo la victoria a los puntos y tuve que salir por la puerta de atrás. Un épico enfrentamiento. Pero no me conformé con el resultado de la guerra y otro día volví para reconquistar mi castillo. Fui amable y le rogué por las buenas que se fuese. Si no, me vería obligado a presentar una denuncia por allanamiento de morada o a desenfundar mi espada. Tuve que desenfundarla. Y no porque me guste guerrear... Recuperé la fortaleza, puse una puerta blindada de alta seguridad, una alarma y un foso lleno de caimanes con apetito. Celebré el éxito con una mascletà nocturna, invité a los reptiles a empinar el codo... y cogí una cogorza hasta altas horas de la noche.   

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook