Blog 
Massive Technology
RSS - Blog de Cassandra Bohatí

El autor

Blog Massive Technology - Cassandra Bohatí

Cassandra Bohatí

Originaria de Senegal, me mudé a Hawai siendo una niña. Desde entonces he ido recorriendo el mundo adquiriendo gran experiencia en dispositivos tecnológicos.

Sobre este blog de

¿Qué no podemos hacer?


Archivo

  • 24
    Septiembre
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    contraseñas ciberseguridad

    Ciberseguridad: ¿universo complicado o utopía surrealista?

    Ciberseguridad: ¿universo complicado o utopía surrealista?

    Hace unos meses leí a uno de los fundadores de Internet en unas escalofriantes declaraciones, en las que exponía que Internet podría haber sido segura al 100% desde el inicio de su desarrollo. Pero que se creó sin pensar en que el uso actual fuera el que diéramos al entorno digital. Lástima que no se pueda ver el futuro.

    Ante el estado en el que se encuentra el desarrollo de Internet y el camino hacia el que se dirige, este profesional decía que todos veríamos un Internet de las Cosas próximamente, pero completamente inseguro. Las posibilidades de hackeo, robo de identidad y manipulación de dispositivos a distancia, entre una infinidad mayor de delitos, eran absolutamente imparables.

    Es una visión bastante catastrófica de un futuro de ciencia ficción en el que nadie ni nada está seguro de los ataques informáticos. Y lo peor de todo es que las noticias de tecnología de los últimos días le dan la razón.

    Empresas como Dropboz, Sony o LinkedIn han reconocido el hackeo de sus cuentas y la última en salir en los medios por un caso similar ha sido Yahoo, todavía gigante empresarial pese a todo. 500 millones de cuentas hackeadas nada menos, un desastre económico, de imagen y que pone a la tecnología en una situación delicada. ¿Qué podemos hacer los usuarios para evitar este tipo de cosas si las imponentes empresas del sector, con todos sus sistemas de ciberseguridad no lo han conseguido.

    Absolutamente nada. Las empresas nos instan a refugiarnos en una contraseña que en la mayoría de los casos es igual de efectiva que taparse bajo la sábana de la cama cuando tenemos miedo.

    En todo caso, es cierto que muchos usuarios dejan la puerta abierta a sus cuentas con contraseñas que no son otra cosa que invitaciones a que les hackeen, casi parecen desafíos a una realidad que no quieren darse cuenta de que existe.

    Por esa razón, las empresas tecnológicas sí nos instan a utilizar contraseñas complejas y que cambiemos de vez en cuando. Además he leído que muchas recomiendan también la verificación en dos pasos, técnica que llevo unos años probando y que es bastante efectiva, dado que exige una segunda verificación desde el teléfono móvil para acceder a tu cuenta desde un nuevo dispositivo.

    Son parches y tiritas a grietas del tamaño de un puño, pero es lo máximo que podemos hacer, de momento.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook