Blog 
De Grastronomía
RSS - Blog de Antonio Jesús  Gras

El autor

Blog De Grastronomía - Antonio Jesús  Gras

Antonio Jesús Gras

Cocinero y profesor de cocina. Antiguo pirata, con deseos de encontrar tiempo suficiente para poder escribir y leer todo lo que quisiera. Veneciano de adopción. Canario de orígen. Sueña con retirarse en la isla de El Hierro.

Sobre este blog de Gastronomia

Noticias, recetas, libros, acontecimientos, catas varias, vinos, comentarios personales sobre el bien y el mal de algunos aspectos de la gastronomía que me preocupan. Siempre desde un óptica muy mía. Sin pelos en la lengua.


Archivo

  • 12
    Agosto
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    PERSÉFONE Y COMEDIANTS

     

     

     

    Els Comediants es un grupo de teatro que desde 1971 llevan haciendo teatro. Recuerdo con emoción la primera vez que la cátedra de teatro que dirigía Cesar Oliva trajo “Non, Plus, Plis” al auditorio del parque de Fofó, en Murcia, con una entrada de 25 pesetas. Los he visto en múltiples lugares, incluso estuve con Joan Font, en una bienal de cine de Venecia, con motivo de la presentación de sus película “Karnabal”. Símbolos,  mitos, rituales, ceremonias, y siempre con un tono desenfadado, crítico, y muy mediterráneo.

    Con motivo de la presentación en San Javier de su Perséfone me acerco con  Pipo, que ha tenido la gentileza de cederme la entrada de su mujer. Y nos acercamos ilusionados al nuevo concepto teatral que Font y Comendiants han presentado hace unos días en Moscú, con gran éxito, y ahora lo hacen por primera vez en España.

    No cabe duda de que éstos artistas conocen el lenguaje teatral. La nuevas tecnologías ayudan al teatro a ofrecer vías que hasta ahora resultaban imposibles. Pero sinceramente prefiero el antiguo aire mediterráneo que la nueva clasicidad algo deslavada. Puede ser que haya falta de mover la pieza. De que encajen mejor las partes más dramáticas con las caricaturas, algunas algo manidas. Muy ingeniosas y divertidas partes como la de los gusanos degustando, a manera de un restaurante, las piezas de los fallecidos. O ese amor por los spaghettis que tenía el difunto Rafael.

    Son siempre muy difíciles los cambios de registro. Ahora estamos ante un musical acabareteado. Tal vez hay que dejar  de lado las imágenes que teníamos de los viejos montajes del grupo para disfrutar en profundidad de ésta propuesta, a todas luces, muy distinta de lo presentado hasta ahora por el grupo.

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook