Blog 
De Grastronomía
RSS - Blog de Antonio Jesús  Gras

El autor

Blog De Grastronomía - Antonio Jesús  Gras

Antonio Jesús Gras

Cocinero y profesor de cocina. Antiguo pirata, con deseos de encontrar tiempo suficiente para poder escribir y leer todo lo que quisiera. Veneciano de adopción. Canario de orígen. Sueña con retirarse en la isla de El Hierro.

Sobre este blog de Gastronomia

Noticias, recetas, libros, acontecimientos, catas varias, vinos, comentarios personales sobre el bien y el mal de algunos aspectos de la gastronomía que me preocupan. Siempre desde un óptica muy mía. Sin pelos en la lengua.


Archivo

  • 10
    Enero
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    INVENTARSE EL TRABAJO


     

    Estos últimos días me encuentro desorientado. Se han ido Bruno y Antonio Juan y la casa, pese a no ser nada grande, está más silenciosa y aparecen espacios donde antes creía que no los había. Por ello he convocado a unos amigos a cenar. Por poner en movimiento a mi atolondrado pensamiento, y por hacerme salir de casa a los mercados, a ver los colores de éste Enero con luz y brillo en los quicios de lo edificios que veo en el horizonte de mis ventanas.

    Ángel Haro y Paco Salinas son viajeros, por ello me lanzo a pensar una cena que nos haga recorrer el mundo mientras debatimos la futura exposición parisina del pintor, y el Fotoencuentros 2011 que capitanéa el Gallo Salinas.

    Mezclaré un cebiche de Lubina y lima con una base de cuscús de pomelo y cilantro.

    Marinaré unas sardinas para que convivan con unos pimientos asados y unas crujientes manzanas y unas olivas negras o de Cieza.

    Con unas berenjenas asadas preparé un caviar que mojaré con vinagre balsámico y notas de mandarina, amén de algunas cucharadas salinas de caviar marino.

    Todo esto frío, para no tener que levantarnos de la mesa. Diversos tipos de pan que puedan humedecerse con Aceite Picual de Olimendros, y una crema de encurtidos, mejillón escabechado y crema de queso.

    Habrá que buscar para estos entrantes un vino fresco. En las comidas caseras no podemos jugar con ir variando los vinos con tanta frecuencia como podemos hacer en los restaurantes, o sí, pero hoy casi prefiero que nos dediquemos  un verdejo y un tinto que alargue la velada y soporte las notas de humo que acompañaran la pasta con tomate cherry salteado con albahaca fresca y un salmón marinado .

    Quesos para el final de la comida. Quesos contundentes que alarguen las palabras y las anécdotas que mis amigos me regalan.

    Alguna mousse de chocolate y un helado de Limón para cerrar la cena. Un blanco dulce. Un gewürztraminer alemán que  traeré para cerrar la velada.

    Ahora a prepararse para ir al mercado. Dejar que la luz de la mañana nos dirija hasta los mejores puestos, luego cocinar, y en la noche, recibir a mis amigos. El caso es no parar.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook