Blog 
De Grastronomía
RSS - Blog de Antonio Jesús  Gras

El autor

Blog De Grastronomía - Antonio Jesús  Gras

Antonio Jesús Gras

Cocinero y profesor de cocina. Antiguo pirata, con deseos de encontrar tiempo suficiente para poder escribir y leer todo lo que quisiera. Veneciano de adopción. Canario de orígen. Sueña con retirarse en la isla de El Hierro.

Sobre este blog de Gastronomia

Noticias, recetas, libros, acontecimientos, catas varias, vinos, comentarios personales sobre el bien y el mal de algunos aspectos de la gastronomía que me preocupan. Siempre desde un óptica muy mía. Sin pelos en la lengua.


Archivo

  • 16
    Diciembre
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    DISEÑOS ESTUMULADOS POR LA CRISIS

     


     

    Una de las partes más interesantes del trabajo que hemos preparado estos días clase, bajo la consciencia de que la crisis aprieta de manera alarmante, era la de presentar los dieciséis trabajos/tapas en útiles que generalmente no se utilizan para este hecho. Reciclar pura y duramente. Así las ideas, sesión tras sesión han ido apareciendo, han sido desarrolladas básicamente por el grupo de alumnos. Pero no sólo de manera ideológica, sino también de manera manual.

    Se ha utilizado el envase de tetrabrik para darle la vuelta y ofrecer un plato brillante, sostenido por dos patitas hechas con los laterales de la pieza. O unos envases de potitos para poner unas maravillosas olivas rellenas de tartar de boquerón con wasabi y tomates cherrys secos, envueltas en un gel ce vermouth. Y otro encave que recogía un ajoblanco con gamba y vieira cocinado a 50º. Agitar antes de usar.

    Pero tal vez los dos recimpientes que más me han gustado, y que mayor éxito

    han tenido, como envases hablo, ha sidoel trabajo hecho con una botella de cerveza, por una parte el culo de la litrona ha sido el plato, que se ha apoyado en otro corte de la botella, haciendo un doble juego de plato alto y copa. Y de la barriga de la botella aparece otra pieza semicircular que ha contenido unos tallarines de calamar, con mayonesa de agua de mar.

    Está claro que buscar en lo cotidiano recipientes singulares puede hacer que el trabajo, por parte del cliente, sea mirado con otra curiosidad. La curiosidad de quien vé que el cocinero tiene otras posibilidades que las de cocinador, la de observador del mundo.

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook